Se pone en marcha plan para postular a Kenji en el 2021

0

Alberto Fujimori actuaría como asesor en la sombra

La ‘guardia vieja’ analiza escenarios tras inminente ruptura y no descartan un ‘vientre de alquiler’

Recién empieza. Después de lograr un importante triunfo político, como fue la liberación de su padre, el parlamentario Kenji Fujimori apunta más alto: ser presidente de la República.

Optimismo no le falta, sobre todo si vemos que en tan poco tiempo ha logrado posicionarse como el político con mayor aprobación de nuestro país, según los últimos sondeos de opinión, desplazando a figuras como Alan García, Julio Guzmán y su propia hermana Keiko Fujimori.

El proyecto del menor de los Fujimori, según fuentes del Kenjismo, es ser candidato presidencial para el 2021, teniendo como asesor en la sombra, al expresidente Alberto Fujimori, quien le habría bajado el dedo a Keiko y empezaría a apoyar al benjamín de la familia.

Por esa razón, el médico del exmandatario Alejandro Aguinaga habría asegurado que Kenji Fujimori es el “tsunami del siglo XXI”, esta declaración no sería aislada, sino sería parte del discurso político para posicionar a Kenji como sucesor del fujimorismo.

Además, en recientes declaraciones señaló que Kenji tiene mayor responsabilidad, al ser elegido como el político con “mayor aceptación” en los últimos sondeos de opinión. “Él tiene que responder a esta confianza”, dijo.

Y aunque aseguró que es muy prematuro hablar de una candidatura, sostuvo que “todos son libres de elegir y ser elegidos”.

Pero no solo Aguinaga se está agrupando en torno al líder de los ‘Avengers’. Según fuentes consultadas por este diario, también la ‘vieja guardia’ del fujimorismo se estaría posicionando al lado de Kenji. Ellos estarían analizando todos los posibles escenarios que tiene que pasar el hijo del exmandatario para postular a presidencia en el año del Bicentenario.

Sin embargo, el proyecto político tiene un escollo que tiene que saltar: la facción Keinjista no tiene partido que lo acoja, y el tiempo es corto para la recolección de firmas y todo el trámite electoral.

Una traba adicional sería, la propuesta legislativa de exigir a los partidos políticos haber estado inscritos por lo menos tres años para poder participar en elecciones, los cuales de aprobarse les impediría postular.

En ese escenario, fuentes cercanas a los ‘kenjistas’, señalan que no se descartarían alianzas políticas o buscar un partido de “vientre de alquiler”, como hizo Humala en el 2006 al postular por Unión Por el Perú (UPP).

 

Se van de Fuerza Popular

Lo que sí es casi seguro, es que los denominados ‘Avengers’ dejen las huestes de Fuerza Popular y arrastren junto con ellos a un grupo más de parlamentarios naranjas.

Fuentes al interior de los keinjistas señalaron que lo tienen ya decido, sólo un hecho de último momento o un “perdón” por el nuevo maltrato y agravios lo harán retroceder.

Después de la dura reunión, la bancada keinjista se reunió por separado  para analizar la situación donde se habría abordado la separación de Fuerza Popular y las consecuencias que ello traería: no participación en comisiones, sin derecho a formar bancada.

La congresista keinjista Maritza García aseguró que “hay varios” congresistas descontentos con el liderazgo de Keiko Fujimori y su grupo en Fuerza Popular y que “algunos más” se sumarán al grupo de 10 ‘disidentes’ del que forma parte y que lidera Kenji Fujimori. Si bien no precisó cuántos, sin embargo se sabe que al menos 7 congresistas más estarían dispuestos a sumarse a los “Avengers”, ello debido al “autoritarismo” con el cual se maneja Fuerza Popular y más aún con la falta de reconocimiento del liderazgo de Alberto Fujimori, pues de buena fuente se sabe que tanto Daniel Salaverry, Ursula Letona, Héctor Becerril habrían dejado constancia que Fuerza Popular es Keiko Fujimori y no el líder histórico del fujimorismo.

De acuerdo a fuentes consultadas por este diario, los Avengers buscarían, de otro lado, hacer alianzas con las bancadas de Acción Popular, Frente Amplio, Nuevo Perú y Peruanos Por el  Kambio para contrarrestar el poder de Fuerza Popular en el Congreso: uno de las primeras acciones sería tumbarse el proyecto de la “bancada mixta”