Consejos para ingresar a la universidad

0
3081

 

Miles de escolares terminaron sus estudios secundarios y están en la disyuntiva de que hacer el reto de sus vidas y, sobre todo, que carrera profesional seguir.

Cada año, la mayoría de jóvenes peruanos que salen del colegio se hacen muchas preguntas sobre qué hacer con su futuro y muchos creen es la etapa más difícil y complicada de su vida.

Las más comunes de esas preguntas son ¿qué más voy hacer?, ¿ingresaré a la universidad?, ¿soy capaz de hacerlo?, ¿puedo solo?, entre otros.

Dar respuesta a estas preguntas depende de muchos factores y el primordial es tener una gran preparación en todo lo que respecta a tu nueva carrera, por lo que existen una serie de recomendaciones para lograr una preparación exitosa antes de ingresar a una universidad pública, que son a las que aspiran la mayoría de jóvenes peruanos.

Lo primero que se debe tomar en cuenta, es la elección correcta de una buena academia de preparación, que aumente las posibilidades de ingreso en el menor tiempo posible, y que les servirá de base, para el tiempo que estén en la universidad, pues los exámenes de admisión hoy por hoy son exigentes, más no imposibles de aprobar.

ELEGIR LA ACADEMIA

Otra recomendación es considerar dentro de la búsqueda de la academia, que sus estadísticas de ingreso a la universidad elegida, sean las más altas, confiables y contundentes del mercado.

Además, en una etapa tan competitiva los recursos académicos complementarios, como la biblioteca y otros, también hacen la diferencia en la preparación de los postulantes.

En relación con lo económico, los precios suelen ser muy semejantes entre academias, por lo cual la elección en este aspecto debe basarse en qué calidad y prestigio se ofrece al estudiante por dicho precio.

Además de los factores mencionados, es muy importante destacar que el nivel de trabajo y exigencia del postulante, será determinante en la preparación recibida, porque de lo contrario puede que el ingreso del postulante a la universidad se retrase o simplemente no lo logre.

También existen los factores emocionales, que le pueden jugar una mala pasada a pesar de la capacidad o nivel de preparación.

Por ejemplo, los nervios, angustia, estrés, cantidad de postulantes y la presión familiar y social, en lo cual se tiene que trabajar con el equipo de profesionales que asesoran en cada institución pre universitaria.