“Preparar a niños para ser arqueros es una gran satisfacción personal”

0
2026

Joaquín Luna a su corta edad es una joven promesa del balompié peruano

En el asentamiento humano  Manuel C. Dulanto, en la provincia del Callao, muchos niños tratan de alejarse de las calles refugiándose en los deportes, especialmente jugando fútbol, pero no cuentan con las condiciones económicas necesarias para participar en una academia, por eso su Junta Directiva abrió la Escuela de Fútbol, para que puedan participar de manera gratuita y con buenos profesores.

Es ahí donde destaca la labor del profesor Juan Carlos Aguirre, quien junto a su joven preparador de arqueros Santiago Joaquín Luna Guerra, están formando a los futuros cracks del balompié peruano y de la selección nacional.

-Joaquín Luna, ¿cómo así te animaste a colaborar con este proyecto deportivo, a pesar de tu corta edad?

Gracias a la junta Directiva y al profesor Aguirre quienes me invitaron a participar enseñando a los más pequeños todo lo que he aprendido como arquero. Tengo 17 años de edad, pero 8 años jugando fútbol  siempre en el arco, pero nada se compara con la experiencia de enseñar y eso me hace crecer más como persona.

-¿En qué equipos has jugado y que campeonatos?

Mi primera experiencia fue en la Academia Deportiva Municipal de Los Olivos, de ahí di el salto al club Pacífico FC, donde juguétodo el 2015 la Copa Federación Plata, siendo el arquero menos batido de la categoría 2000. Al  año siguiente juguéen la Universidad César Vallejo, lamentablemente no tuvo la continuidad deseada. Pero lo que me alegró fue salir bicampeón interescolar con mi colegio Innova Schools.

-No jugaste mucho el año pasado…

A finales del 2016 tuve una lesión que me alejó de las canchas, recuperándome a medianos del 2017, en esos meses participé en el interescolar,  ahí se me dio la oportunidad de enseñar de manera gratuita a los niños de Dulanto y aquí me tienes.

-Que planes para este año…?

Bueno, seguir apoyando a mis muchachitos, tengo varios arqueros de 7 a 12 años, quienes tienen muchas ganas de aprender y espero ayudarlos a crecer. Yo por mi parte, estoy entrenando por mi cuenta y fortaleciéndome físicamente. Estoy seguro que este año taparé en un equipo grande.

-Estás en el Callao, no te gustaría jugar en el Sport Boys…

Por supuesto, es un grande del fútbol peruano, sería para mí un gran reto y sobretodo una buena experiencia.

 

Joaquín Luna es un claro ejemplo de superación, a pesar de los altibajos y obstáculos que ha pasado, si uno desea progresar, solo se necesita tener ganas y mucho esfuerzo. No podía jugar por una lesión, entonces decidió ayudar a otros niños a ser arqueros y realizar sus sueños de manera desinteresada. Ya no es una promesa del fútbol, es una realidad y esperamos que llegue lejos porque talento tiene y un corazón grande para dar.