La denuncia fiscal que quitó inmuebles a Humala y Heredia

0

Con dinero ilegal se compraron propiedades e inmuebles

Redacción

Según expediente 69-2015, el expresidente Ollanta Humala y su esposa Nadine Heredia encabezarían una organización criminal dedicada al lavado de activos, beneficiándose directamente con fondos que recibieron de las campañas electorales de 2006 y 2011, los cuales habrían sido utilizados para comprar inmuebles.

En la denuncia que da origen a la incautación de 5 inmuebles de los Humala – Heredia, se señala de la existencia de una organización, con estructura propia (financiera, logística, sistemas y otros para cumplir sus fines) cuyos integrantes tienen diversas tareas o funciones dentro del seno de dicha organización.

Según versiones de la fiscalía estaría implicada gente del entorno de la primera dama como Antonia Alarcón (su madre), su hermano Ilan Heredia (tesorero del PNP), Cristina Arroyo Labourex (exembajadora de Perú en Francia) y Rocío Calderón Vinatea (amiga).

En el manejo de fondos tuvo protagonismo Ilan Heredia, quien ejecutaba las disposiciones tomadas por la pareja presidencial. Juárez señala que a Ilan no solo se le habría confiado la contabilidad financiera del partido sino también las empresas creadas por estos.

La denuncia fiscal señala que Rocío Calderón “se habría encargado de ocultar, con la colaboración de su madre, Susana Vinatea Milla, el presunto patrimonio de Humala-Heredia de origen ilícito”.

Humala y Heredia, según el documento, habrían logrado no solo captar dinero de procedencia ilícita para financiar las campañas electorales del partido (2006-2011) hasta lograr la presidencia de la República, sino que para tal efecto “dieron una apariencia de legalidad a dichos activos mediante aportantes falsos que se habría desarrollado en permanencia temporal desde su fundación (2005) hasta la actualidad”.

Se indica que en la contienda electoral de 2006 se presume que recibieron dinero de la República Bolivariana de Venezuela, remitido por el extinto presidente Hugo Chávez a través de las empresas venezolanas Inversiones Kaysamak C.A. y Venezolana de Valores.

Mientras que en la campaña electoral de 2011, se menciona el dinero aportado por las empresas brasileñas Odebrecht y OAS, el mismo que, según el fiscal, sería procedente de presuntos actos de corrupción producidos en el Brasil, cuya investigación se viene realizando en ese país.

La firma OAS habría entregado a la esposa del expresidente dinero precedente de una coima. Se trataría de las obras del Mejoramiento del Hospital Antonio Lorena, en Cusco. El documento precisa que se encontró información que probaría que Heredia recibió el 2.5% del valor de esa edificación. Por ello, el ex gobernador regional de Cusco, Jorge Acurio, electo en 2010, es investigado por la Fiscalía de esa región.

La pesquisa presume que el dinero fue “ingresado al Perú a través del financiamiento del citado partido, justificándolo con falsos aportantes, así como también a través de las adquisiciones de propiedades, creación de empresas y ahorros en cuentas bancarias que incluso estarían a nombre de terceros para darle legalidad al dinero”.

Las propiedades

Después de la campaña electoral del 2006, Nadine Heredia acudió al Banco de Crédito del Perú (BCP) para obtener un crédito hipotecario con el objetivo de comprar una casa en Surco, valorizada en US$ 160.000.

Para poder garantizar el pago del préstamo, Nadine Heredia entregó al BCP copias de los contratos con Centros Capilares – empresa del empresario Martín Belaúnde Lossio –, el diario venezolano “Daily Journal” y con Arturo Belaúnde Guzmán. La Unidad de Inteligencia Financira (UIF) determinó luego que esos contratos fueron ficticios.

Además de estas asesorías simuladas, la investigación de la fiscalía se basa en el prepago de dicho crédito hipotecario, de 15 años a seis años, y los aportantes fantasmas que se habría utilizado para justificar los US$ 3 millones que, según Marcelo Odebrecht y Jorge Barata, entregaron a los Humala Heredia para su campaña electoral del 2011.

En el caso de Rocío Calderón, su vivienda de La Molina fue adquirida por un monto aproximado de S/630.000, pero en el sistema bancario solamente se registró un pago de S/279.000.

Según el número de asiento (C00006), la compra-venta de Alarcón Cubas viuda de Heredia se realizó el 29 de agosto de 2014, por US$400 mil (S/.1 millón 440 mil al cambio), y fue “cancelada” en efectivo de manera directa.

Según el kárdex K28464 de la Notaría de Lima Luis Gutiérrez Adrianzén, la madre de Heredia declaró ser “viuda y de ocupación ama de casa”