EE.UU. podría estar detrás de muerte de soldados rusos

0
1137

Rusia investiga el papel estadounidense en el atentado contra cuartel del ejército sirio donde fallecieron cuatro de sus militares

Crece la tensión entre las dos máximas potencias militares del mundo. El pasado 27 de mayo se dio a conocer sobre la muerte de cuatro especialistas militares rusos en la región siria de Deir Ezzor. Según informó el Ministerio de Defensa de Rusia, una batería de artillería perteneciente a las Fuerzas Armadas de Siria fue atacada de noche por un grupo de combatientes. Dos instructores militares rusos murieron durante el ataque. Los cinco heridos fueron trasladados de urgencias a Moscú, pero otros dos fallecieron en el camino.

El diario Kommersant revela, citando fuentes militares, que el incidente se produjo a mediados de la semana pasada en el pueblo de Al Mayadin, a 43 kilómetros de la ciudad de Deir Ezzor, donde  especialistas rusos fueron trasladados a la localidad para capacitar a los artilleros sirios.

La noche del 23 de mayo los soldados descansaban cuando cerca de 10 coches con cañones de alto calibre los atacaron.

La principal versión apunta como sospechoso al grupo terrorista Estado Islámico, prohibido en Rusia. No obstante, esta no es la única versión.

Varios medios familiarizados con el caso informan que dos días antes del incidente, de la base de Al Tanf partió un convoy perteneciente al grupo insurgente Ejército Libre Sirio. Esa base fue fundada en 2014 por los servicios especiales de EEUU y es usada por la coalición bajo su mando para preparar a los combatientes de la llamada ‘oposición moderada’.

El presidente del Comité de Defensa de la Duma, el general Vladímir Shamánov, compartió con la prensa que la inteligencia militar rusa investiga hasta qué punto pudieron estar involucrados los grupos proestadounidenses en la muerte de los especialistas rusos.

La aparente calma entre EE.UU. y Rusia se terminaría de comprobarse de que el Ejército Libre Sirio hubiera sido el causante de las cuatro bajas rusas. Recordemos que el mismo presidente Vladimir Putin, sus ministros y miembros de la alta jerarquía militar rusa advirtieron que su país no iba a tomar ningún tipo de represalias contra ninguna fuerza,  mientras las acciones de estas no generaran ninguna baja entre sus compatriotas en Siria.

La muerte de estos cuatro especialistas rusos haría que el régimen de Putin busque castigar a los culpables y de ser Ejército Libre Sirio generaría indudablemente un conflicto con Estados Unidos, el cual podría escalar a mayores consecuencias.