Nuevo bono de S/ 2,790 para militares y policías

0
25595

Justicia para quienes enfrentaron al terrorismo

Buenas noticias para las Fuerza Armadas. El Congreso de la República promulgó, en el diario oficial El Peruano, la Ley 30826 del Veterano de Guerra y de la Pacificación Nacional.

La ley promulgada busca reconocer a los militares y policías que defendieron nuestra soberanía nacional y que durante la década del 80 al 2000, combatieron al terrorismo, el cual entre otras cosas le entrega el derecho a recibir una asignación mensual equivalente a 3 remuneraciones mínimas vitales (2,790 soles)

La nueva Ley tiene un marco normativo para rendir homenaje y asegurar el reconocimiento que merecen por su entrega en defensa de la soberanía nacional y la lucha contra el terrorismo los Oficiales, Técnicos Suboficiales, Licenciados, personal con discapacidad de las Fuerzas Armadas y Policía Nacional del Perú.

Adicionalmente, los veteranos de guerra y de la pacificación nacional acreditados, conforme a lo estipulado en la presente ley, gozan de los siguientes beneficios:

Acceso gratuito a todos los museos, atractivos históricos y/o turísticos de propiedad del Estado peruano, contar con un lugar reservado y preferencial en la Parada Militar en honor a las Fuerzas  Armadas que se realiza cada 29 de julio en la ciudad de Lima y/o provincias, según el lugar de residencia del veterano de guerra y de la pacificación nacional.

También el de contar con un lugar reservado y preferencial en las ceremonias públicas oficiales que se realicen con motivo del aniversario del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, Ejército del Perú, Marina de Guerra del Perú, Fuerza Aérea del Perú y Policía Nacional del Perú, según corresponda.

El Ministerio de Defensa, a través del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, en coordinación con el Ministerio del Interior, se encarga de la acreditación de los veteranos de guerra y de la pacificación nacional de las Fuerzas Armadas y Policía Nacional, y les otorga un reconocimiento meritorio consistente en la entrega en acto público de un diploma de honor y un carné que otorga tal condición