Tachas y campaña electoral en marcha

0
432

Por Juan Sotomayor

El proceso electoral convocado para el 7 de octubre sigue en marcha y todavía están pendientes de resolver muchos casos de tachas y pedidos de exclusión de candidatos, que podrían cambiar el panorama político en diversas regiones del país.

Según reporte del Jurado Nacional de Elecciones (JNE), al 10 de agosto existían a nivel nacional 1,523 listas de candidatos con procedimientos de tachas en trámite, que corresponde resolver en primera instancia por el Jurado Electoral Especial (JEE) de la jurisdicción a la que pertenece la lista tachada. Como es previsible, la gran mayoría de estos casos son objeto de recurso de apelación ante el JNE, que actualmente concentra una gran carga procesal, cuyos resultados se esperan con gran expectativa entre las agrupaciones políticas que pugnan por ganar las próximas elecciones.

Las tachas que mayor expectativa generan, son las interpuestas contra los candidatos que tienen mayor preferencia según los sondeos, a los que prestamos tanta atención en estos días.  Para las agrupaciones que carecen de respaldo, una tacha en contra del candidato favorito puede ser la única posibilidad de mejorar su ubicación. Pero quienes van en el segundo o tercer lugar, tienen en una tacha la ocasión perfecta para conseguir el tan anhelado triunfo electoral. Son generalmente estas agrupaciones las que están detrás de los procedimientos de tacha, promoviéndolos, financiándolos y haciéndoles seguimiento ante las instancias electorales.

Si a las tachas les sumamos los pedidos de exclusión de candidaturas por presuntas infracciones de las normas electorales, que siguen el mismo recorrido ante los JEE y el JNE, veremos que muchas cosas pueden cambiar de aquí al 7 de octubre.

Todo este intenso movimiento legal y administrativo en torno a las candidaturas, generalmente es ajeno al grueso de la ciudadanía, que sigue el proceso aun con cierta indiferencia, teniendo a los medios de comunicación y redes sociales como su principal fuente de información. Mientras tanto, las campañas electorales van tomando fuerza, los vecinos van identificando a los candidatos y sus propuestas, sin existir la certeza de saber quiénes finalmente estarán en el partidor. Importante y delicada tarea es la que tiene el JNE en sus manos en estos días.