Fujimori y Vizcarra: ¿Una lápida y media?

0

Por Phillip Butters

La Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia de la República ha emitido un pronunciamiento lapidario para los intereses inmediatos de Alberto Fujimori Fujimori. Los jueces Jorge Salas Arenas, Neyra Flores y Chávez Mella lo que han hecho es básicamente ratificar la anulación del indulto humanitario que malamente otorgase en su momento el señor Pedro Pablo Kuczynski, a instancia de Kenji Fujimori para el expresidente, el ‘api’ del congresista. En buen romance, se ha confirmado la resolución del juez Hugo Núñez que anulaba el indulto, de tal forma que Fujimori va a tener que cumplir su condena en Diroes, cosa que desde el punto de vista familiar para los Fujimori es sumamente penoso y seguramente también para los partidarios del que fuera un presidente de innumerables virtudes, pero también de terribles defectos. Alberto Fujimori, cocinó y mal, su indulto humanitario y ahora esa sazón le va a costar muy probablemente la vida.

La resolución es rica en contenido y abre varias aristas para evaluar futuros casos de indultos humanitarios. Una de las primeras cosas que dice, es que el indulto humanitario de Alberto Fujimori fue prácticamente burlándose del debido proceso, algo absolutamente irregular.

Para comenzar el doctor Juan Postigo Díaz fue médico tratante del sentenciado expresidente y fue además miembro de la Junta Médica. Pero además la evaluación no fue dada en el tiempo de la manera adecuada.

En la evaluación que realizó la gastroenteróloga particular Marilú Suarez Mayuri no superaría los estándares mínimos para evaluar y emitir opinión de la salud del sentenciado, al no tener especialidad de cardiología. Para ser más exacto, para tratar el corazón de Alberto Fujimori contrataron a una persona especialista en estómago, así de mal hecho. Además se advirtieron marcadas diferencias e incongruencias entre el acta de la Junta Médica Penitenciaria y la ampliación del Acta Médica de la Junta Médica Penitenciaria, que no son lo mismo. Esa ampliación la hicieron del 17 al 19 de diciembre de 2017, es decir lo trabajaron rápido ‘al tun tun’, hecho a la medida para que Fujimori prácticamente pase Navidad rodeado del amor de los suyos, y vaya que lo logró.

La Comisión de Gracias Presidenciales otorgó el indulto el 24 de diciembre del 2017, sin contar con información respecto a la enfermedad neoplásica que padecía Fujimori, es decir no trataron tanto del cáncer, sino el tema cardiológico, y reitero esa evaluación cardiológica la hizo una persona que es especialista en gastroenterología.

Básicamente lo que dice la sentencia es que el indulto carece de verosimilitud y de orden lógico, y pone ejemplos contundentes como que a fines de agosto de ese año 2017, como consecuencia del Caso Pativilca, Fujimori pidió permiso a la Sala Penal Nacional para ir a realizar actuaciones sobre este caso a la Reserva Nacional de Calipuy, ubicada en Santiago de Chuco en La Libertad, lugar que se encuentra entre 3400 y 4300 msnm, a seis horas en automóvil de la ciudad de Trujillo. Como es obvio, una persona en gravedad y como consecuencia de una enfermedad terminal, de ninguna manera puede comerse un trámite de esa naturaleza.

El indulto además, se tramitó en 13 días, es decir de una manera absolutamente ‘expres’, cuando evidentemente este tipo de tratamiento humanitario tiene que seguir un debido proceso. Los magistrados aluden además que la Convención Interamericana de Derechos Humanos no niega la posibilidad de otorgar un indulto humanitario, sino que éste, esté bien hecho. Ciertamente esta corte internacional alude que Fujimori pudo haber sido sentenciado por delitos de lesa humanidad, cosa que puede tener toda una discusión. Pero el hecho es que ellos, sin entrar a esa discusión que es de puro derecho, sostienen que el indulto estuvo con muchos vicios procedimentales.

La Sala Penal menciona expresamente que Pedro Pablo Kuczynski tuvo reuniones o gestiones con el grupo denominado ‘Los Avengers’, liderados por Kenji Fujimori Higushi, para que se negociara una impunidad para PPK a favor de la libertar del expresidente. Se menciona, se argumenta penosamente, que el indulto humanitario también tiene límite. Insisto, en lo que más incide la resolución, es en la forma del otorgamiento del indulto hecho al ‘tun tun’, hecho por la desesperación propia de un señor Fujimori que estaba negociando con PPK impunidad por impunidad.

La sentencia es tan lapidaria que inclusive llega al extremo de explicar que no hay otra manera de cumplimiento de la sentencia de Fujimori mas que en la carcelería del Inpe, es decir en Diroes. Dice claramente que no puede él salir de la cárcel, ni puede tampoco tener arresto domiciliario, ni tampoco grillete electrónico, porque todo aquello es solamente para presos que tienen pena privativa de la libertad de hasta ocho años, que no es el caso de Alberto Fujimori. Es más, también pone ‘el parche’ que dice que la única manera sería que el Parlamento haga una norma, pero que sea igual para todos, es decir bajo el principio de igualdad de la ley, esto es para todos los internos que se hallaran en igualdad de condiciones, lo que evidentemente abriría las puertas de la cárcel a Abimael Guzmán, mejor dicho le están poniendo una lápida de hierro, encima de una lápida de mármol a Alberto Fujimori.

Como la pasan mal los expresidentes, llámense Toledo, García, Humala, la casi presidenta Nadine, Kuczynski, parece que el que no se ha querido quedar fuera de esa moda es el señor Martín Vizcarra, quien pareciera que también quiere ser expresidente.

El portal Gato Encerrado ha informado que han aparecido otros ocho contratos por S/ 437 millones obtenidos por la empresa CASA, cuando Vizcarra era ministro de Transportes de Pedro Pablo Kuczynski. Recordemos que esta empresa fue quien supuestamente dio dinero en la mano PPK, Alfonso Grados y a Martín Vizcarra cuando este último era jefe de campaña del renunciante exmandatario. La situación es muy complicada, porque los dos Prialés tienen información que podrían llevar al actual jefe de Estado a la vacancia presidencial.

Y no son uno, sino dos los colaboradores eficaces. El primero, ya conocidos por todos, es Rodolfo Prialé, que es el señor canoso, lobista del Club de la Construcción. Pero quien ha ratificado lo dicho por Prialé es el segundo colaborador eficaz que es Jaime Eduardo Sánchez Bernal, quien es gerente general y principal accionista de empresa constructora CASA que es peruana-ecuatoriana. Es decir, parece que la plata no se la dio una sola persona, sino que se la dieron dos.

Entonces ya son dos testigos de una reunión de cinco ¿Qué va decir ahora Pedro Pablo Kuczynski? ¿Se vengará de Martín por haberlo traicionado? ¿Qué pasa si PPK dice que solamente se le entregó un sobre a Martín Vizcarra y que él nunca vio el dinero? ¿Qué va decir ahora Alfonso Grados Carraro? El hecho es que estos señores, hasta donde se sabe, que dieron 100 mil dólares, hasta donde se sabe repito, se han visto beneficiados en muchas obras. Desgraciadamente para los intereses de Peruanos por el Kambio, parece que no fue la única vez que dieron dinero, y lo habrían dado a otras personas muy cercanas al núcleo duro de Pedro pablo Kuczynski. Vamos a ver si estas ampliaciones, como ha trascendido, se refieren también a ‘Meche’ Araoz, ‘Techito’ Bruce, Bruno Giuffra y a la propia Susana de la Puente que ya tiene un entredicho por el mismo tema con Odebrecht.

Horrible semana para los expresidentes Fujimori y demás, y por supuesto para el presidente de la República que tiene que dar explicaciones amplias en una conferencia de prensa y no a la volada. Para todos ustedes que han visto los videos que se han propalado en los programas Combutters y PBO Digital, ambos por Willax Televisión, el único reportero que le preguntó al presidente al respecto es el que hizo el reportaje para esos programas.

Llama la atención que la prensa concertada, que los grandes capos de la investigación criminal, que los genios de IDL Reporteros y el súper archibatiultra investigador Gustavo Gorriti no diga esta boca es mía; de que no pregunte nadie de El Comercio, La República y que salga ‘chiquitito’ en RPP. Qué estamos tratando de ocultar, acaso que el presidente de la República ha vuelto a mentir.

Sería bueno que el fiscal Germán Juárez Atoche comience a actuar, y reitero, tiene que hacerlo exactamente con la misma vara que ha sido medida la señora Keiko Fujimori. El mismo trato debe recibir la señora Lourdes Flores Nano, que por lo que ha trascendido, tiene audios lapidarios de más de media hora de conversación con el señor Horacio Cánepa con respecto de los aportes y abonos que habría dado el señor Raimundo Trinidad Serra y Jorge Barata al Partido de Popular Cristiano con pleno y absoluto conocimiento de la excandidata presidencial, pero de esa lápida vamos a tener que encargarnos seguramente el día de mañana.