Cuestión de desconfianza

0

Phillip Butters

Uno de los problemas de algunos actores es que cuando les quitan el guion y nadie los dirige y comienzan a dar sus propias opiniones o a tratar de ordenar sus ideas, cometen barbaridad y media. Y eso es justo lo que le ha pasado a Salvador del Solar en sus primeras declaraciones.

Basta ver la cara de asombro de la pobre Mávila Huertas en Canal N cuando el señor dijo, y sin que nadie le haya preguntado, que él no era un gestor público. Y se lo repitió tres veces.

¿Cómo va a decir el primer ministro que no es un gestor público y que va a soportar su gestión pública en un gran equipo? ¿Qué gran equipo ha hecho en tres días? ¿Acaso es un gran equipo el señor Ísmodes que no logra calmar a la gente en Las Bambas? Que no ha podido sacar adelante ni Conga, ni Tía María, ni Tambo Grande.

¿Tenemos a una persona capaz en Edmercito Trujillo para llevar adelante la reconstrucción en el norte? Resulta claro que la ministra de Ambiente, que ahora es de Agricultura, es un enroque; y que la ministra Bustamante es nadinista y que está ahí por temas estrictamente políticos.

Él no tiene un gran equipo y tiene un gabinete tan gris o hasta plomo que el del expremier Villanueva, pero decir que no es un gestor público más parece un despropósito.

Como es un despropósito pensar que el fujimorismo le va a dar la cuestión de confianza. Lo natural es que el fujimorismo keikista y el kenjista se abstenga, al igual que el Apra.

Ya la gente del Frente Amplio ha dicho que él está del lado de la Confiep. ¿Y qué cosa pretende Peruanos Por el Kambio o Contigo? Seguramente apoyar.

Lo más probable es que con muchas abstenciones él consiga una cuestión de confianza bastante débil y de acá en adelante tiene tres meses de oro para gestionar y meter goles.

Porque las declaraciones y entrevistas complacientes se acaban y a la hora de la hora debe tener resultados y éstos se dan con números y no con encuestas.

Está claro que los grupos El Comercio, La República y RPPK van a apoyarlo, es lo políticamente correcto. Y las encuestas le van a dar su margen 2.5 o 3 para arriba, de eso no me queda ninguna duda. En las encuestas nunca he creído y no lo voy a hacer ahora.

Pero el pueblo peruano no va a creer más pamplinas y va a comenzar a exigirle a Vizcarra. Por algo la gente del norte del Perú está hecha un pichín con Vizcarra.

El libreto no funciona, acá lo que importan son los hechos y los hechos en la política -a la hora de la hora- son los que signan el futuro de los políticos y de los gestores, y de repente de los actores.

La cuestión de confianza se da con la mayoría de la gente que va a una sesión. Creo que los fujimoristas van a asistir y abstenerse y de ahí en más podrían tener una cuestión de confianza precaria como le pasó en su momento al gobierno de Humala.

Y ya sabemos qué pasa cuando un premier sale del Congreso con 30 o 40 votos. Estamos hablando de un ser humano con un litro y medio de sangre. Pero vamos a ver qué le pasa a don Pantaleón, vamos a ver qué hace sin libreto y sin director.