logo La Razón
El diario de todos los peruanos
Actualidad

Oficial está implicado en muerte de otro militar

06 Jun. 2017

Oficial está implicado en muerte de otro militar
ahogados

Fue quien llevó asoldados a playa Marbella

César Águila Quinto fue hallado muerto en una piscina hace 10 años

El mayor EP Klifford Rey Sánchez, quien estuvo a cargo del grupo de soldados del Ejército del Perú que entró a la playa Marbella y que, posteriormente, cuatro de ellos fallecieron, está implicado en la muerte de otro militar.

En conversación con RPP Televisión, Jorge Águila contó que hace 10 años su hijo César Augusto Águila Quinto fue encontrado sin vida en una piscina para niños.
Cuando se acercó a la morgue para conocer detalles del deceso, el médico de turno le reveló que el Ejército le informó que el fallecido era huérfano de padre y madre.

Además, en la necropsia se determinó que murió por asfixia mecánica.
Jorge Águila detalló que su hijo tenía golpes por todas partes del cuerpo cuando fue hallado flotando en la piscina. Por ello, aseveró que él fue asesinado. Cuando le preguntó a Klifford Rey Sánchez, entonces con el grado de subteniente, por las causas de la muerte de su familiar, este le dijo que falleció electrocutado.

Esa misma versión se la dijo Rey Sánchez a la Policía Nacional. Sin embargo, cambió su testimonio, a decir de Águila, en el momento que se presentó ante el Ministerio Público.

Explicó que dio esa primera declaración porque “estaba nervioso”.
Es por ello, que pidió al ministro de DefensaJorge Nieto Montesinos, que lo ayude a esclarecer la muerte de su hijo y que el Poder Judicial reabra el caso para hallar a los verdaderos culpables.

Un día antes de su muerte, Águila Quinto había participado en el cruce de espadas de un matrimonio de un oficial del Ejército que se efectuó en un hotel de Iquitos.
Por su parte el ministro de Defensa Jorge Nieto indicó que el Ejército dará todas las facilidades al Ministerio Público para investigar la muerte de los cuatro soldados.

Asimismo, informó que han entregado a la Fiscalía los teléfonos celulares con los que los propios soldados tomaron fotografías y grabaron videos del ejercicio y del momento en que se produjo la emergencia en la playa.
Subrayó que si bien los oficiales que estaban a cargo de los ejercicios han sido separados de sus cargos para evitar cualquier entorpecimiento a las indagaciones, esperan que la Fiscalía identifique a los responsables.