EI ejecuta a madre e hijo y los cuelgan en un puente

Por intentar huir de los combates que libra ejercito iraquí para expulsar a terroristas de Mosul

También a otros 2 civiles y exhibieron sus cadáveres en un paso del río Tigrisen Mosul

Una madre y su hijo menor de edad fueron secuestrados en el curso de la madrugada de este viernes y ejecutados por terroristas del Estado Islámico y sus cuerpos colgados del quinto puente sobre el río Tigris, por el solo hecho de tratar de huir de los combate que libran el ejército contra los terroristas, según relató el miembro del consejo de la provincia de Nínive, Gazuan al Daudi.

El espeluznante crimen ocurrió en el curso de los combates que libran unidades del ejército iraquí, en una operación de vastas porporciones, para expulsar a los terroristas del Estado Islámico que tienen el control de la ciudad desde octubre del año pasado.

Al Daudi afirmó que el grupo terrorista Estado Islámico sigue cometiendo crímenes brutales y masacres contra los ciudadanos desarmados que viven en los barrios residenciales que se encuentran bajo su dominio en la mitad oeste de la ciudad.

Crímenes de guerra

Añadió que el grupo terrorista, en sus últimos días, está ejecutando a cualquier persona que intenta escapar de las áreas bajo su control, y pidió a las organizaciones internacionales que consideren estas acciones como “crímenes de guerra” y “limpieza étnica”.

Las fuerzas iraquíes están tratando de expulsar al EI de Mosul, su último gran bastión en el país, y ya han conseguido expulsarlos de todos los barrios al este del río Tigris y parte de la mitad oeste de la ciudad.
La gran campaña militar para expulsarlos del norte de Irak comenzó en octubre de 2016 y en este tiempo más de 215.000 personas se han visto desplazadas, unas 50.000 de ellas de la mitad oeste de la ciudad, según los últimos datos de la Organización Internacional de Migraciones (OIM).
Entre dos fuegos

Se cree que en la parte occidental de Mosul todavía hay unos 400.000 civiles, según la ONG Consejo Noruego para los Refugiados (NRC), y la ONU calcula que como mínimo 245.000 personas podrían huir de esa zona de la urbe, donde habitaban unas 800.000 antes del comienzo de las operaciones militares.

También se conoció que el grupo terrorista ejecutó a tiros a otros dos civiles que igualmente trataban de huir de la ciudad iraquí y exhibió sus restos en el quinto paso sobre el río Tigris en la provincia de Nínive.

Se sabe que en la ciudad de Mosul, escenario de los combates, aún existen 400 mil civiles atrapados entre dos fuegos. Los organismos de la Cruz Roja Internacional desarrollan esfuerzos intensos para recibirlos apenas se produzcan una primera tregua entre los bandos.

Compartir