A 295,599 se incrementa la cifra de casos positivos de COVID-19 en Perú

0
221
1.210 pacientes luchan por su vida en la Unidad de Cuidados Intensivos.

Estamos a un paso de ser el quinto país en el mundo con más infectados del virus. Número de fallecidos asciende a la suma de 10,226 personas, según último reporte del Minsa.

Al tercer día de la “nueva normalidad”, las cosas parecen no haber cambiado mucho con respecto a la situación que se vive por el coronavirus en Perú. De acuerdo al último reporte del Ministerio de Salud (Minsa), se contabilizan 295.599 casos positivos, y estamos a punto de alcanzar a Reino Unido que tiene 313.483 infectados y ocupa el quinto lugar en el mundo con más casos positivos de Covid-19.

La actualización de la Sala Situacional COVID-19, señala que en las últimas 24 horas se han registrado 3.595 casos positivos.

Por otro lado, hasta el momento hay 11.131 pacientes hospitalizados, de los cuales 1.210 luchan por su vida en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI). Lamentablemente, ya son 10.226 fallecidos por esta enfermedad a nivel nacional.

Según reporte del Ministerio de Salud el nuevo coronavirus continúa llevándose la vida de más peruanos. Las cifras proporcionadas revelan que en total son 10.226 personas muertas por esta enfermedad del virus Sars-Cov-2. En las últimas 24 horas un total de 181 personas fallecieron.

Según la Sala Situacional COVID-19, las personas adultas mayores continúan siendo el grupo más vulnerable con 7.068, siendo la edad de 60 a 69 años la más propensa a fallecer por estos casos de coronavirus. En este grupo han fenecido 2.860 personas, entre mujeres y varones.

De acuerdo a la distribución, el Ministerio de Salud reportó 4.474 muertos; mientras que EsSalud (4.123). Por regiones, los fallecimiento van de la siguiente manera: Lima (4.725), Callao (646), Piura (782), Lambayeque (764), La Libertad (632), Loreto (348), Áncash (495), Ucayali (157), Ica (502), Arequipa (290) y así sucesivamente.

Pese a que el número de infectados por el nuevo coronavirus en Perú sigue incrementando, la cantidad de pacientes que vencieron el virus también. En ese sentido, el Ministerio de Salud (Minsa) informó que un total de 185.852 pacientes han recibido el alta médica.

Esta cifra aumentó en 3.755 casos respecto al día anterior y representa aproximadamente el 61 % del total de infectados de todo el país.

Este grupo de pacientes fue dado de alta tras dejar de presentar síntomas asociados a la COVID-19. No obstante, siguiendo los protocolos de sanidad, deben permanecer 14 días más en aislamiento luego de dejar los centros de salud donde estuvieron hospitalizados.

INDIGNACIÓN

De otro lado, un hombre de 54 años, identificado como Juan Villagaray, murió en la puerta del hospital de Ate a la espera de recibir atención médica tras presentar síntomas de coronavirus (COVID-19).

De acuerdo con las imágenes de América Noticias, el hombre llegó junto a sus hijos en un vehículo. De inmediato, solicitaron ayuda en la puerta del hospital, pero cuando salieron los médicos él ya había fallecido tras convulsionar.

Miguel Villagaray, uno de los hijos de Juan Villaragay, indicó que en el hospital Jorge Voto Bernales, de EsSalud, le negaron la atención porque “todo estaba copado”, por lo que decidieron llevarlo al hospital de Ate.

Ante ello, el presidente del Consejo de Ministros, Vicente Zeballos, indicó que la Superintendencia Nacional de Salud (Susalud) investigará el caso, pues considero que por “una cuestión administrativa y burocrática no se puede estar dilatando una atención que requiere inmediatez”. “Hay negligencia de orden administrativo e inclusive me atrevería a decir de orden penal, ya se ha puesto en aviso a Susalud para que levante toda la información e (inicie) la investigación que corresponda. Y lo segundo, el Ministerio Público yo espero que ya esté actuando a estas alturas porque aquí hay negligencia, omisión a los deberes funcionales, aquí se ha perdido una vida“, indicó Zeballos.

Horas más tarde, el titular de la Superintendencia Nacional de Salud (SuSalud), Carlos Acosta Saal, pidió al Ministerio Público que intervenga de oficio en el caso de Juan Villagaray, quien falleció en la puerta del Hospital de Ate el último jueves.

Acosta explicó que no haber atendido debidamente al ciudadano pese al estado en el que se encontraba constituye abandonar a una persona en peligro, lo cual se agrava dado que se trata de un establecimiento de salud.