More

    Asesino de la embarazada confesó cómo fue el crimen

    Me fue infiel y mi cerebro se nubló, detalló el homicida confeso

    Daniel Apaza Quispe es el asesino confeso de su pareja, una joven de 23 años identificada como Gloria Ramos Escriba, quien tenía tres meses de embarazo. En los documentos donde figura la confesión del sujeto ante la Policía Nacional, se da cuenta la total frialdad con la que realizó el doble crimen.

    “Tuvimos una pelea y en esa pelea yo la ahorqué, yo la estaba ahorcando. Mi cerebro se nubló, empezamos a pelear y mi cabeza se nubló. Y la empecé a ahorcar, pasado eso salí de la casa y ya no supe más de ella”; se le escucha decir en un video a Apaza Quispe.

    La Policía Nacional del Perú (PNP) lo capturó en el hospital María Auxiliadora, pues este asesino llegó tras intentar quitarse la vida tomando un pesticida. “Tomé veneno porque mi pareja me fue infiel”, agregó.

    El Gral. PNP Jorge Angulo comentó que la condena contra Apaza será severa pues actuó con alevosía. “Él sabía que estaba embarazada y eso es agravante de esta figura delictiva, el fallecimiento es asfixia por estrangulamiento, hubo una predisposición por alevosía, su pena será bastante severa”, sostuvo.

    Daniel Apaza vivía con los padres de su víctima desde hace dos años. “Mi hija tiene su cuerpo en descomposición, la habrán matado el miércoles. Seguro él ya lo tenía planeado”, añadió la madre.

    Me fue infiel y mi cerebro se nubló, detalló el homicida confeso

    Daniel Apaza Quispe es el asesino confeso de su pareja, una joven de 23 años identificada como Gloria Ramos Escriba, quien tenía tres meses de embarazo. En los documentos donde figura la confesión del sujeto ante la Policía Nacional, se da cuenta la total frialdad con la que realizó el doble crimen.

    “Tuvimos una pelea y en esa pelea yo la ahorqué, yo la estaba ahorcando. Mi cerebro se nubló, empezamos a pelear y mi cabeza se nubló. Y la empecé a ahorcar, pasado eso salí de la casa y ya no supe más de ella”; se le escucha decir en un video a Apaza Quispe.

    La Policía Nacional del Perú (PNP) lo capturó en el hospital María Auxiliadora, pues este asesino llegó tras intentar quitarse la vida tomando un pesticida. “Tomé veneno porque mi pareja me fue infiel”, agregó.

    El Gral. PNP Jorge Angulo comentó que la condena contra Apaza será severa pues actuó con alevosía. “Él sabía que estaba embarazada y eso es agravante de esta figura delictiva, el fallecimiento es asfixia por estrangulamiento, hubo una predisposición por alevosía, su pena será bastante severa”, sostuvo.

    Daniel Apaza vivía con los padres de su víctima desde hace dos años. “Mi hija tiene su cuerpo en descomposición, la habrán matado el miércoles. Seguro él ya lo tenía planeado”, añadió la madre.

    Más recientes