Bellido desafía al presidente Castillo

Si va a tener miedo, no va a estar bien, señala premier

Si va a tener miedo, no va a estar bien, señala premier

Para nadie es un secreto el poder de Vladimir Cerrón en el gobierno y en la bancada de Perú Libre.

Haciendo gala, una vez más de sus declaraciones desafiantes, el Presidente del Consejo de Ministros, Guido Bellido, emplazó al presidente de la República Pedro Castillo Terrones a no retroceder en la renegociación del contrato del gas de Camisea, esto a raíz que en la víspera el jefe de Estado aclaró que todo se haría de acuerdo a la ley, descartando una eventual expropiación, como amenazó el premier.

Pero Bellido fue más allá, en su discurso en quechua desde Puno Bellido también dijo: “Quienes traicionan al pueblo deben ser retirados de la función pública”, esto podría entenderse en una amenaza al presidente Pedro Castillo, lo cual no sería extraño, ya que hace algunas semanas el dueño de Perú Libre, Vladimir Cerrón afirmó que “el gobierno y el partido están sitiados por los poderes fácticos y en estas circunstancias cualquier disidencia es una traición”. Según fuentes de Perú Libre el mensaje era para el mandatario que internamente comentó que estaba evaluando pedir licencia al partido que lo llevó al poder.

DIVORCIO

¿Cómo se inició el divorcio entre Cerrón y Castillo? Según fuentes del oficialismo las discrepancias se iniciaron al día siguiente de la segunda vuelta electoral, cuando era inminente el triunfo de profesor frente a Keiko Fujimori, las razones son muchas, pero una de ellas es el acercamiento de representantes de la llamada izquierda “caviar”, entre ellos Verónika Mendoza, al entorno del mandatario, situación que no agradó al exgobernador de Junín.

Las mismas fuentes señalan que Cerrón logró bajarse la elección de Mendoza como premier e imponiendo a Guido Bellido. También el dueño de Perú Libre obligó al jefe de Estado a no hacer cambios ministeriales en dos ocasiones, la primera tras la salida de Héctor Béjar de la Cancillería y la última luego de su regreso de la gira por México y Estados Unidos.

Sin embargo, como todo tiene un límite, al parecer la pechada de su premier por el tema del gas de Camisea habría ocasionado que Castillo Terrones haya decidido por fin tomar algunas medidas: entre ellas no renunciar a Perú Libre, sino pedir su licencia. También sacar a Guido Bellido y hacer los cambios ministeriales a fines de octubre o antes. A estas alturas muchos dudan que el mandatario tenga el coraje de sacudirse de Cerrón.

 PODER

Para nadie es un secreto del poder de Vladimir Cerrón en el gobierno y en la bancada de Perú Libre. El exgobernador colocó a cuatro ministros (Premierato, Cultura, Ambiente y Energía y Minas) y más de 24 congresistas son sus fieles seguidores.

Cerrón ha emprendido una campaña contra los ministros de Justicia (Aníbal Torres), Economía (Pedro Francke), del Interior (Juan Carrasco) y de Relaciones Exteriores (Óscar Maúrtua). A este último le ha apuntado todas sus baterías, incluso acusándolo de ir contra la política internacional del Perú Libre, que en buena cuenta es pasarle la mano al chavismo.

ÓRDENES

En esa línea, la bancada de Perú Libre actuando a órdenes de Cerrón, a través de un comunicado, pidió la salida del ministro de Relaciones Exteriores, Óscar Maúrtua, debido a “desafortunadas declaraciones” en la Comisión de Relaciones Exteriores del Congreso, donde respondió por la reunión entre el presidente Pedro Castillo y su par de Venezuela, Nicolás Maduro.

“El canciller Maúrtua guardó silencio, y su complicidad es elocuente frente a la osadía de su vicecanciller Luis Enrique Chávez de contradecir al presidente Pedro Castillo Terrones, en su decisión de mantener relaciones amistosas de cooperación con la República Bolivariana de Venezuela y el Gobierno del presidente Nicolás Maduro. Por lo cual, habiendo transgredido lo dispuesto en el artículo 118 inc. 11 de la Constitución Política del Perú, nuestra bancada exige la dimisión del señor Óscar Maúrtua al cargo de ministro de Relaciones Exteriores, en la misma línea al vicecanciller Luis Enrique Chávez”, se indica en el comunicado.

Según las mismas fuentes, Cerrón le habría comentado a Castillo que si rompe la alianza con Perú Libre y no cumple las promesas de campaña perderá también el apoyo de 24 congresistas fieles, los cuales según el exgobernador son el sostén del gobierno.