More

    Empresa canadiense vende ilegalmente litio peruano en Bolsa de Valores de Canadá

    Se burla de resolución que le anuló 32 de 151 concesiones mineras asignadas para su explotación

    Por: VÍCTOR ALVARADO

    La empresa canadiense Macusani Yellowcake, vendió subrepticiamente, a espaldas del Perú, a la empresa también canadiense, la Lithium American, en la Bolsa de Valores de Canadá, el gigantesco yacimiento de 4.7 millones de toneladas de litio y de una porción menor de uranio, localizado en Falchani, Puno, luego de que el INGENMET peruano recuperó 32 concesiones, de un total de 151 que conducía la empresa extranjera, basado en una resolución del Consejo de Minería.

    La decisión del Instituto Geológico, Minero y Metalúrgico – INGEMMET de recuperar las 32 concesiones mineras de litio y uranio del total de 151, equivalente al 25% de las 93,000 hectáreas de terreno asignadas a la Macusani, donde se produjo los hallazgos de los minerales, fue tomada el 19 de agosto del 2019 y estuvo amparada en el incumplimiento de la minera de los pagos de los derechos anuales de concesión.

    La Macusani, lejos de acogerse al apremio de INGENMET, arguyó que había cumplido con satisfacer los pagos, sin acreditar los montos reclamados por INGENMET; y en vista de la reiteración de la exigencia estatal, la empresa extranjera presentó una acción amparo demandando la suspensión de la resolución de la cobranza, ante el VI Juzgado Permanente en lo Contencioso Administrativo de Lima, quién acogió el amparo y le dio la razón.

    MALA FE DE LA EMPRESA

    Lógicamente, INGENMET ha apelado ante las instancias superiores del Poder Judicial, pero Macusani Yellowcake, sin esperar el resultado de la apelación, se saltó con garrocha la negociación y unilateralmente, a espaldas del INGENMET, y a través de su matriz Plateau Energy, vendió a inicios de febrero el yacimiento de litio y uranio en la Bolsa de Valores de Canadá, a la empresa Lithium American Metals, también canadiense, a pesar de que estaba impedida de hacerlo por la existencia de un litigio pendiente con el Perú.

    Macusani Yellowcake a luces vista ha actuado de mala fe como lo prueba el hecho de que durante el juicio, sus directivos proclamaron que recuperarían las 32 concesiones con hechos y argumentos que habrían sido ignorados por el Consejo de Minería, léase el Tribunal de Minería, el mismo que le anuló las citadas concesiones.

    «El objetivo de la apelación es presentar hechos y argumentos destacados basados en normas de derecho en apoyo de nuestra solicitud para que se revoquen las resoluciones del Ingemmet. Creemos que estos hechos y argumentos han sido ignorados por el Consejo de Minería en sus deliberaciones anteriores», expresó entonces la empresa Macusani.

    Para que quede más claro, según revelaciones del portal https://energiminas.com, los directivos de Macusani reiteraron lo siguiente: «Seguimos enfocados en corregir este error, no hemos perdido nada en este momento, y retrasaremos el PEA (estudio económico preliminar) de Falchani hasta que finalice el proceso de apelación».

    ALTERNATIVA A LA VISTA

    Pero se burlaron y han actuado aviesamente con la típica voracidad empresarial que acusan lamentablemente determinadas empresas extranjeras.

    El gobierno peruano tiene la excepcional oportunidad de convertir el yacimiento de Falchani (Puno) en su más importante fuente de ingresos, como lo es la gran minería del cobre en Chile, que nunca fue privatizada por el dictador Pinochet ni por los gobiernos neopinochetistas que le sucedieron, o como el gas boliviano, donde el gobierno de Evo Morales reformó los contratos extractivistas e impuso que las empresas gasíferas paguen el 82% de sus ingresos.

    La gran minería del cobre de Chile y el gas de Bolivia, gracias a esas decisiones, aportan a sus gobiernos más del 50% de sus ingresos y explican por ejemplo en el caso chileno, de que su gobierno tenga la solvencia para enfrentar la pandemia del coronavirus y cuente a la fecha con más de 5,000 camas UCI (Perú solo tiene 1,200) e incluso ofrezca en donación al Perú 40 toneladas de oxígeno semanales puestos en Antofagasta.

    • Expresidentes Salvador Allende (Chile) y Evo Morales (Bolivia) convirtieron el cobre y el gas en las más importantes fuentes de ingresos de sus países.

    COMISIÓN DE MINERÍA DEL CONGRESO PONE EN SU AGENDA TEMA DEL LITIO

    Fuentes del Congreso confirmaron que la Comisión de Minería, que preside Yessica Apaza Quispe (UPP) ha convocado una reunión de sus integrantes en la primera semana de marzo, para pronunciarse sobre la irritante situación creada por la empresa canadiense Macusani Yellowcake, de vender el yacimiento de litio y uranio a espalda de su legítimo propietario, el Estado peruano.

    Se conoció que en la cartera de la comisión hay hasta seis proyectos de ley (4 de los anteriores congresos y 2 del actual), en los que 3 proponen la modificación de la Ley General de Minería para facilitarle al Estado una mayor participación en los proyectos mineros y los otros 3 están referidos a los graves problemas de contaminación que producen alguna minas.

    Se burla de resolución que le anuló 32 de 151 concesiones mineras asignadas para su explotación

    Por: VÍCTOR ALVARADO

    La empresa canadiense Macusani Yellowcake, vendió subrepticiamente, a espaldas del Perú, a la empresa también canadiense, la Lithium American, en la Bolsa de Valores de Canadá, el gigantesco yacimiento de 4.7 millones de toneladas de litio y de una porción menor de uranio, localizado en Falchani, Puno, luego de que el INGENMET peruano recuperó 32 concesiones, de un total de 151 que conducía la empresa extranjera, basado en una resolución del Consejo de Minería.

    La decisión del Instituto Geológico, Minero y Metalúrgico – INGEMMET de recuperar las 32 concesiones mineras de litio y uranio del total de 151, equivalente al 25% de las 93,000 hectáreas de terreno asignadas a la Macusani, donde se produjo los hallazgos de los minerales, fue tomada el 19 de agosto del 2019 y estuvo amparada en el incumplimiento de la minera de los pagos de los derechos anuales de concesión.

    La Macusani, lejos de acogerse al apremio de INGENMET, arguyó que había cumplido con satisfacer los pagos, sin acreditar los montos reclamados por INGENMET; y en vista de la reiteración de la exigencia estatal, la empresa extranjera presentó una acción amparo demandando la suspensión de la resolución de la cobranza, ante el VI Juzgado Permanente en lo Contencioso Administrativo de Lima, quién acogió el amparo y le dio la razón.

    MALA FE DE LA EMPRESA

    Lógicamente, INGENMET ha apelado ante las instancias superiores del Poder Judicial, pero Macusani Yellowcake, sin esperar el resultado de la apelación, se saltó con garrocha la negociación y unilateralmente, a espaldas del INGENMET, y a través de su matriz Plateau Energy, vendió a inicios de febrero el yacimiento de litio y uranio en la Bolsa de Valores de Canadá, a la empresa Lithium American Metals, también canadiense, a pesar de que estaba impedida de hacerlo por la existencia de un litigio pendiente con el Perú.

    Macusani Yellowcake a luces vista ha actuado de mala fe como lo prueba el hecho de que durante el juicio, sus directivos proclamaron que recuperarían las 32 concesiones con hechos y argumentos que habrían sido ignorados por el Consejo de Minería, léase el Tribunal de Minería, el mismo que le anuló las citadas concesiones.

    «El objetivo de la apelación es presentar hechos y argumentos destacados basados en normas de derecho en apoyo de nuestra solicitud para que se revoquen las resoluciones del Ingemmet. Creemos que estos hechos y argumentos han sido ignorados por el Consejo de Minería en sus deliberaciones anteriores», expresó entonces la empresa Macusani.

    Para que quede más claro, según revelaciones del portal https://energiminas.com, los directivos de Macusani reiteraron lo siguiente: «Seguimos enfocados en corregir este error, no hemos perdido nada en este momento, y retrasaremos el PEA (estudio económico preliminar) de Falchani hasta que finalice el proceso de apelación».

    ALTERNATIVA A LA VISTA

    Pero se burlaron y han actuado aviesamente con la típica voracidad empresarial que acusan lamentablemente determinadas empresas extranjeras.

    El gobierno peruano tiene la excepcional oportunidad de convertir el yacimiento de Falchani (Puno) en su más importante fuente de ingresos, como lo es la gran minería del cobre en Chile, que nunca fue privatizada por el dictador Pinochet ni por los gobiernos neopinochetistas que le sucedieron, o como el gas boliviano, donde el gobierno de Evo Morales reformó los contratos extractivistas e impuso que las empresas gasíferas paguen el 82% de sus ingresos.

    La gran minería del cobre de Chile y el gas de Bolivia, gracias a esas decisiones, aportan a sus gobiernos más del 50% de sus ingresos y explican por ejemplo en el caso chileno, de que su gobierno tenga la solvencia para enfrentar la pandemia del coronavirus y cuente a la fecha con más de 5,000 camas UCI (Perú solo tiene 1,200) e incluso ofrezca en donación al Perú 40 toneladas de oxígeno semanales puestos en Antofagasta.

    • Expresidentes Salvador Allende (Chile) y Evo Morales (Bolivia) convirtieron el cobre y el gas en las más importantes fuentes de ingresos de sus países.

    COMISIÓN DE MINERÍA DEL CONGRESO PONE EN SU AGENDA TEMA DEL LITIO

    Fuentes del Congreso confirmaron que la Comisión de Minería, que preside Yessica Apaza Quispe (UPP) ha convocado una reunión de sus integrantes en la primera semana de marzo, para pronunciarse sobre la irritante situación creada por la empresa canadiense Macusani Yellowcake, de vender el yacimiento de litio y uranio a espalda de su legítimo propietario, el Estado peruano.

    Se conoció que en la cartera de la comisión hay hasta seis proyectos de ley (4 de los anteriores congresos y 2 del actual), en los que 3 proponen la modificación de la Ley General de Minería para facilitarle al Estado una mayor participación en los proyectos mineros y los otros 3 están referidos a los graves problemas de contaminación que producen alguna minas.

    Más recientes