Gigantesca explosión en Beirut deja 73 muertos y 3,500 heridos

0
202

Tuvo su origen en un almacén con fertilizante usado para fabricar explosivos, incautado un año atrás.

Una gigantesca explosión en cadena originada en un almacén del puerto de Beirut sacudió este martes la capital libanesa, sobre la que se eleva una gran columna de humo de color rojizo, y según confirmaron las autoridades del ministerio de Salud del país se registraron al menos 73 muertos y 3.700 heridos como consecuencia de la explosión.

Según la agencia estatal, la explosión comenzó como consecuencia de un incendio cerca de los silos de trigo del puerto, y que la sustancia que explotó fue nitrato de sodio, utilizada como fertilizante y también para producir explosivos, la que había sido confiscada a un buque un año atrás. Ello provocó una fuerte deflagración que pudo sentirse en toda la ciudad y sus suburbios. Una gigantesca nube de hongo fue visible a varios kilómetros de distancia.

El presidente libanés, Michel Aoun, convocó el martes por la noche una “reunión urgente” del Consejo Superior de Defensa. Poco después, el organismo declaró a Beirut como “zona de desastre”.

ES UNA CATÁSTROFE

Por su parte, el primer ministro Hassan Diab decretó luto nacional el miércoles por “las víctimas de la explosión. “Es una catástrofe en todos los sentidos”, lamentó al ser interrogado por la televisión cuando visitaba un hospital de la capital. “Los hospitales de la capital están todos llenos de heridos”, subrayó, antes de pedir que se trasladen a otros heridos a los centros hospitalarios de las afueras de la capital.

El gobernador de la ciudad de Beirut (Líbano), Marwan Abboud, comparó las explosiones ocurridas en su ciudad con las de las bombas atómicas lanzadas en Hiroshima y Nagasaki, en Japón, en la Segunda Guerra Mundial.

“Se parece a lo que sucedió en Japón, en Hiroshima y Nagasaki. Eso es lo que me recuerda. En mi vida no he visto destrucción a esta escala”, explicó Abboud a la cadena Sky News Arabia. Las declaraciones del gobernador también fueron citadas por la cadena CNN.

EN PLENA CRISIS ECONÓMICA

Por su parte, Georges Kettaneh, el presidente de la Cruz Roja libanesa, habló de “centenares de heridos” en una declaración en la televisión libanesa LBC. “Estamos abrumados por las llamadas telefónicas”, dijo.

La organización ha desplegado más de 30 equipos para atender a los afectados y ha pedido a las ambulancias de todo el país que acudan a la capital, tal y como dijo a través de su cuenta oficial de Twitter.

Las explosiones se produjeron en un momento en que el Líbano está sufriendo su peor crisis económica en décadas, que ha dejado a casi la mitad de la población en la pobreza.

La economía del Líbano se ha derrumbado en los últimos meses, con la caída de la moneda local frente al dólar, el cierre masivo de empresas y el aumento de la pobreza al mismo ritmo alarmante que el desempleo.

PIDEN AYUDA A COMUNIDAD INTERNACIONAL

El primer ministro libanés, Hassan Diab, hizo un llamado a la asistencia de la comunidad internacional para ayudar al Líbano, que ya está sumido en su peor crisis económica en décadas. “Ayúdennos a tratar estas profundas heridas”, dijo.

ISRAEL OFRECE AYUDA HUMANITARIA AL LÍBANO

Israel, que no tiene relaciones diplomáticas con Líbano, se ha sumado a la lista de países que ofrecieron ayuda humanitaria a este país tras la explosión de esta tarde en el puerto de Beirut, que dejó un saldo de 73 muertos y 2.500 heridos y elevados daños materiales.

EL INSUMO QUE CAUSÓ LA POTENTE EXPLOSIÓN    

El nitrato de sodio es un compuesto químico utilizado en la fabricación de explosivos de uso militar y para combustible sólido de cohetes, que se halla en yacimientos ubicados en Chile y Perú. Es una sal incolora e inodora que es tóxica al tacto y muy inflamable.