More

    Iglesias se convierten en hospitales en Inglaterra

    Según estudios de la Universidad Johns Hopkins, Reino Unido contempla la mayor cantidad de fallecidos en Europa (87.000 decesos).

    Inglaterra necesita vacunar a cerca de 2 millones de personas cada semana y los hospitales no se logran abastecer. De esta manera, las catedrales de este país se han adaptado a las exigencias de la población, y en favor de contrarrestar la pandemia debida al coronavirus, se han transformado en centros de vacunación. Catedrales como la de Salisbury han suspendido por el momento todas sus ceremonias religiosas para recibir a un gran equipo de enfermeras y enfermeros que se encargan de vacunar a personas mayores de 70 años, y demás grupos que tienen prioridad en esta campaña.

    Peter Howell-Jones, deán de la catedral de Blackburn, se mostró entusiasmado y dijo sentirse satisfecho de poder ayudar a los ciudadanos a vacunarse dando un espacio en los templos. Según estudios de la Universidad Johns Hopkins, Reino Unido contempla la mayor cantidad de fallecidos en Europa (87.000 muertes). De esta manera, el gobierno ha recurrido a improvisar morgues a favor de controlar su situación.

    “Ahora estamos en una situación en la que en el Reino Unido, en su conjunto, alrededor de una de cada 50 personas está infectada, y en Londres es alrededor de una de cada 30, en algunas partes de Londres es alrededor de una de cada 20. Existe una gran posibilidad de que si conoces a alguien, innecesariamente tenga COVID-19”, explicó el profesor Chris Whitty, director médico de Inglaterra.

    Según estudios de la Universidad Johns Hopkins, Reino Unido contempla la mayor cantidad de fallecidos en Europa (87.000 decesos).

    Inglaterra necesita vacunar a cerca de 2 millones de personas cada semana y los hospitales no se logran abastecer. De esta manera, las catedrales de este país se han adaptado a las exigencias de la población, y en favor de contrarrestar la pandemia debida al coronavirus, se han transformado en centros de vacunación. Catedrales como la de Salisbury han suspendido por el momento todas sus ceremonias religiosas para recibir a un gran equipo de enfermeras y enfermeros que se encargan de vacunar a personas mayores de 70 años, y demás grupos que tienen prioridad en esta campaña.

    Peter Howell-Jones, deán de la catedral de Blackburn, se mostró entusiasmado y dijo sentirse satisfecho de poder ayudar a los ciudadanos a vacunarse dando un espacio en los templos. Según estudios de la Universidad Johns Hopkins, Reino Unido contempla la mayor cantidad de fallecidos en Europa (87.000 muertes). De esta manera, el gobierno ha recurrido a improvisar morgues a favor de controlar su situación.

    “Ahora estamos en una situación en la que en el Reino Unido, en su conjunto, alrededor de una de cada 50 personas está infectada, y en Londres es alrededor de una de cada 30, en algunas partes de Londres es alrededor de una de cada 20. Existe una gran posibilidad de que si conoces a alguien, innecesariamente tenga COVID-19”, explicó el profesor Chris Whitty, director médico de Inglaterra.

    Más recientes