21.1 C
Lima
Viernes, Noviembre 27, 2020

Incendian edificios en protestas por tiroteo policial a un afroamericano

Protestas en Wisconsin buscan terminar la violencia policial contra los ciudadanos afroamericanos

Los manifestantes incendiaron varios edificios en la segunda noche de protestas en la ciudad de Kenosha, en Wisconsin, después de que la policía realizara disparos por la espalda a Jacob Blake, un ciudadano afroamericano de 29 años.

Con el fin de erradicar la violencia policial hacia los afroamericanos, un gran número de personas armaron disturbios en distintos lugares de la ciudad los cuales generaron una reacción violenta por parte de la policía.

Los medios internacionales informaron que los edificios comerciales y gubernamentales fueron incendiados, junto a vehículos ubicados en al menos dos concesionarios de automóviles, la última noche.

Lee también: [Protestas por disparos de un policía a un afroamericano en Wisconsin]

Además, testigos indicaron que el distrito comercial afroamericano, cercano al lugar de los disturbios, fue destruido por manifestantes blancos.

“Es gente de fuera de la ciudad haciendo esto. Hacíamos las compras allí desde que éramos niños y prendieron fuego al lugar“, dijo Porche Bennett, un residente de Kenosha presente en la manifestación, a la prensa estadounidense.

En respuesta a los disturbios, la policía disparó gases lacrimógenos, balas de goma y bombas de humo para dispersar a la multitud.

Por su parte, el gobernador de Wisconsin, Tony Evers, condenó el uso excesivo de la fuerza en el tiroteo de Blake y pidió una sesión legislativa para establecer reformas policiales.

Protestas en Wisconsin buscan terminar la violencia policial contra los ciudadanos afroamericanos

Los manifestantes incendiaron varios edificios en la segunda noche de protestas en la ciudad de Kenosha, en Wisconsin, después de que la policía realizara disparos por la espalda a Jacob Blake, un ciudadano afroamericano de 29 años.

Con el fin de erradicar la violencia policial hacia los afroamericanos, un gran número de personas armaron disturbios en distintos lugares de la ciudad los cuales generaron una reacción violenta por parte de la policía.

Los medios internacionales informaron que los edificios comerciales y gubernamentales fueron incendiados, junto a vehículos ubicados en al menos dos concesionarios de automóviles, la última noche.

Lee también: [Protestas por disparos de un policía a un afroamericano en Wisconsin]

Además, testigos indicaron que el distrito comercial afroamericano, cercano al lugar de los disturbios, fue destruido por manifestantes blancos.

“Es gente de fuera de la ciudad haciendo esto. Hacíamos las compras allí desde que éramos niños y prendieron fuego al lugar“, dijo Porche Bennett, un residente de Kenosha presente en la manifestación, a la prensa estadounidense.

En respuesta a los disturbios, la policía disparó gases lacrimógenos, balas de goma y bombas de humo para dispersar a la multitud.

Por su parte, el gobernador de Wisconsin, Tony Evers, condenó el uso excesivo de la fuerza en el tiroteo de Blake y pidió una sesión legislativa para establecer reformas policiales.

Más recientes