More

    Médico roba vacunas contra la Covid-19 para aplicarlas a sus familiares

    Médico podría recibir una condena no mayor a un año de cárcel por el robo de vacunas contra la Covid-19 de un centro ubicado en Estados Unidos

    Un médico fue acusado de robar nueve dosis de la vacuna contra la Covid-19 de un sitio de vacunación donde laboraba. El hecho ocurrió en el condado de Harris, ubicado en Texas (Estados Unidos).

    La fiscal del organismo que denunció este robo, Kim Ogg, indicó que el médico Hasan Gokal efectuó el hurto cuando estaba cumpliendo su turno en el centro de vacunación ubicado en Lindsay Lyons Park. Asimismo, señaló que aprovechó de su condición de médico para sustraerse vacunas, las cuales pretendía aplicarlas a sus familiares y amigos.

    “Abusó de su posición para poner a sus amigos y familiares en la fila frente a personas que habían pasado por el proceso legal para estar allí. Lo que hizo fue ilegal y será responsable bajo la ley”, dijo Kim Ogg.

    Por su parte, los fiscales dicen que una semana después de que el doctor Gokal robara el frasco, este le contó a su compañero, quien informó de este hecho inmediatamente al gerente.

    Finalmente, el galeno fue despedido del Departamento de Salud y su caso, catalogado como delito menor, fue remitido a los tribunales. De encontrarse culpable, Hasan Gokal recibiría una condena no mayor a un año de cárcel y una multa de 4.000 dólares.

    Como respuesta de las acusaciones contra el Dr. Gokal, su defensa legal sostuvo que las vacunas “se echarían a perder” si no eran suministradas a personas que cumplían con los criterios para recibirlas.

    “El Condado de Harris habría preferido que el Dr. Gokal dejará que las vacunas se desperdicien y están tratando de menospreciar la reputación de este hombre en el proceso para apoyar esta política. Esperamos con ansias nuestro día en la corte para resolver este mal”, aseveró.

    Médico podría recibir una condena no mayor a un año de cárcel por el robo de vacunas contra la Covid-19 de un centro ubicado en Estados Unidos

    Un médico fue acusado de robar nueve dosis de la vacuna contra la Covid-19 de un sitio de vacunación donde laboraba. El hecho ocurrió en el condado de Harris, ubicado en Texas (Estados Unidos).

    La fiscal del organismo que denunció este robo, Kim Ogg, indicó que el médico Hasan Gokal efectuó el hurto cuando estaba cumpliendo su turno en el centro de vacunación ubicado en Lindsay Lyons Park. Asimismo, señaló que aprovechó de su condición de médico para sustraerse vacunas, las cuales pretendía aplicarlas a sus familiares y amigos.

    “Abusó de su posición para poner a sus amigos y familiares en la fila frente a personas que habían pasado por el proceso legal para estar allí. Lo que hizo fue ilegal y será responsable bajo la ley”, dijo Kim Ogg.

    Por su parte, los fiscales dicen que una semana después de que el doctor Gokal robara el frasco, este le contó a su compañero, quien informó de este hecho inmediatamente al gerente.

    Finalmente, el galeno fue despedido del Departamento de Salud y su caso, catalogado como delito menor, fue remitido a los tribunales. De encontrarse culpable, Hasan Gokal recibiría una condena no mayor a un año de cárcel y una multa de 4.000 dólares.

    Como respuesta de las acusaciones contra el Dr. Gokal, su defensa legal sostuvo que las vacunas “se echarían a perder” si no eran suministradas a personas que cumplían con los criterios para recibirlas.

    “El Condado de Harris habría preferido que el Dr. Gokal dejará que las vacunas se desperdicien y están tratando de menospreciar la reputación de este hombre en el proceso para apoyar esta política. Esperamos con ansias nuestro día en la corte para resolver este mal”, aseveró.

    Más recientes