Piden a Sucamec combatir informalidad

0
498

Recuerdan accidentes producidos por juegos elaborados en talleres informales

Establecer una estrategia eficiente para combatir la informalidad y el contrabando de pirotécnicos es una de las demandas que hacen los empresarios formales dedicados a la importación y comercialización de estos productos al nuevo jefe de la Superintendencia Nacional de Control de Servicios de Seguridad, Armas, Municiones y Explosivos de Uso Civil (Sucamec), Marco Antonio Roncal Ísmodes, quien asumió el cargo el 23 de diciembre.

Hasta la fecha no existe una política eficiente de la Sucamec para combatir el comercio informal de estos productos, que permita clausurar talleres clandestinos y evitar la venta ambulatoria, sostuvo el presidente del Sector de Importadores y Comerciantes de Productos Pirotécnicos de Uso Recreativo del Gremio de Servicios de la Cámara de Comercio de Lima (CCL), Juan Ricardo Piiroja.

Como recordó, todos los años se presentan accidentes por el uso de pirotécnicos ilegales, que tienen a los niños como sus principales víctimas, además de incendios en talleres informales.

Según sostuvo Piiroja, la Sucamec generó trabas burocráticas al comercio formal de pirotécnicos al publicar directivas a menos de 30 días del inicio de las campañas de este fin de año, y con ello se ha perjudicado a los empresarios formales que importan y comercializan pirotécnicos. Asimismo, manifestó que tampoco se ha hecho un trabajo permanente para combatir el contrabando que proviene de Bolivia.

“En los últimos tres años, la Sucamec ha perjudicado enormemente al sector formal pirotécnico de uso recreativo, pues quienes han ocupado puestos directrices no tuvieron la experiencia necesaria, cometiendo todo tipo de arbitrariedades en perjuicio de la pirotecnia responsable y formal. La tarea de la Sucamec es controlar y supervisar la actividad pirotécnica, no poner trabas burocráticas a los administrados que trabajan de forma legal”, dijo el presidente del gremio.

Este año, la Sucamec solo autorizó el funcionamiento de 37 ferias de pirotécnicos para uso recreativo, nueve menos que el año pasado.