19.7 C
Lima
Viernes, Noviembre 27, 2020

Por: German Lench / ¡Pronósticos del MEF confunden!

Por: German Lench Caceres / El Premio Nobel de Economía 1970 “Paul Samuelson decía que la economía no es una ciencia exacta. Cualquier pronóstico basado en evidencia puede ser horriblemente malo”.

La ministra de Economía y Finanzas, María Antonieta Alva, dice que la economía tras la reapertura gradual, viene retornando a los niveles que tenía antes del inicio de la pandemia del coronavirus y afirma que el país salió de la etapa de contención de la pandemia del coronavirus y ahora se encuentra en la etapa de reactivación.

Sin embargo, las proyecciones del MEF son inexactas, en el caso del Producto Bruto Interno (PBI) 2020, primero dijeron crecimiento de 4%, luego -12%, lo que confunde a los inversionistas que adoptan decisiones de inversión.

Parte de la planificación estratégica tiene que ver con realizar pronósticos de cómo será el futuro. La herramienta para poder prever el futuro es la proyección, saber en qué se va invertir, que es un análisis económico para anticipar cuál será el comportamiento del PBI.

La proyección sirve para tomar decisiones sobre las acciones de política económica del Gobierno. Es un pronóstico de variables económicas que parten de un análisis macroeconómico en base a la información estadística del sector real, fiscal, balanza de pagos e internacional.

Para nuestra economía 2020, el Fondo Monetario Internacional – FMI proyecta -13.9%, Banco Central de Reserva (BCR) proyectó -12.5%, Banco Mundial -12%, pero necesitamos crecer 5% en el PBI durante los próximos 20 años.

“Un economista es un experto que sabrá mañana por qué las cosas que predijo ayer no han sucedido hoy”. Laurence Peter.

Estamos en recesión, que es una situación en la que el del país crece a una tasa negativa, con 6.8 millones de desempleados, empresas en quiebra y que salen del mercado.

Las expectativas negativas generadas por el COVID-19 y los niveles de corrupción generalizada, variables no económicas, hacen temer a los agentes económicos de invertir.

Debemos hacer que la economía se recupere, que es la fase del ciclo económico donde se reanima las actividades económicas, aumenta el empleo, la producción, la inversión y las ventas. Las variables económicas crecen lo que se refleja en la actividad económica en general, tendiéndose al incremento del empleo. Es la fase ascendente del ciclo: Se produce una renovación del capital que tiene efectos multiplicadores sobre la actividad económica promoviendo el crecimiento económico y superación de la recesión.

La información es clave para tomar decisiones acertadas. La certeza de tu decisión está ligada de manera directamente proporcional a la calidad de información que tengas.

Para el 2021, el MEF proyecta un crecimiento del PBI del 10% según el Marco Macroeconómico Multianual 2021-2024, sin embargo, el FMI proyecta 7.3% o sea un crecimiento menor.

El error de pronósticos macro tiene consecuencias importantes, especialmente para los actores privados; las sobreestimaciones de la recuperación económica pueden llevar a asignaciones erróneas. Una sobreestimación de recuperación futura podría llevar a un impulso positivo de crecimiento a corto plazo, pero aumenta la probabilidad de sorpresas negativas o incluso seguir en recesión

Los pronósticos del MEF tienen consecuencias macroeconómicas indirectas, ya que conducen a déficits públicos excesivos y la acumulación de deuda pública.

(*) Economista

(*) La Dirección no se hace responsable por los artículos firmados.

Por: German Lench Caceres / El Premio Nobel de Economía 1970 “Paul Samuelson decía que la economía no es una ciencia exacta. Cualquier pronóstico basado en evidencia puede ser horriblemente malo”.

La ministra de Economía y Finanzas, María Antonieta Alva, dice que la economía tras la reapertura gradual, viene retornando a los niveles que tenía antes del inicio de la pandemia del coronavirus y afirma que el país salió de la etapa de contención de la pandemia del coronavirus y ahora se encuentra en la etapa de reactivación.

Sin embargo, las proyecciones del MEF son inexactas, en el caso del Producto Bruto Interno (PBI) 2020, primero dijeron crecimiento de 4%, luego -12%, lo que confunde a los inversionistas que adoptan decisiones de inversión.

Parte de la planificación estratégica tiene que ver con realizar pronósticos de cómo será el futuro. La herramienta para poder prever el futuro es la proyección, saber en qué se va invertir, que es un análisis económico para anticipar cuál será el comportamiento del PBI.

La proyección sirve para tomar decisiones sobre las acciones de política económica del Gobierno. Es un pronóstico de variables económicas que parten de un análisis macroeconómico en base a la información estadística del sector real, fiscal, balanza de pagos e internacional.

Para nuestra economía 2020, el Fondo Monetario Internacional – FMI proyecta -13.9%, Banco Central de Reserva (BCR) proyectó -12.5%, Banco Mundial -12%, pero necesitamos crecer 5% en el PBI durante los próximos 20 años.

“Un economista es un experto que sabrá mañana por qué las cosas que predijo ayer no han sucedido hoy”. Laurence Peter.

Estamos en recesión, que es una situación en la que el del país crece a una tasa negativa, con 6.8 millones de desempleados, empresas en quiebra y que salen del mercado.

Las expectativas negativas generadas por el COVID-19 y los niveles de corrupción generalizada, variables no económicas, hacen temer a los agentes económicos de invertir.

Debemos hacer que la economía se recupere, que es la fase del ciclo económico donde se reanima las actividades económicas, aumenta el empleo, la producción, la inversión y las ventas. Las variables económicas crecen lo que se refleja en la actividad económica en general, tendiéndose al incremento del empleo. Es la fase ascendente del ciclo: Se produce una renovación del capital que tiene efectos multiplicadores sobre la actividad económica promoviendo el crecimiento económico y superación de la recesión.

La información es clave para tomar decisiones acertadas. La certeza de tu decisión está ligada de manera directamente proporcional a la calidad de información que tengas.

Para el 2021, el MEF proyecta un crecimiento del PBI del 10% según el Marco Macroeconómico Multianual 2021-2024, sin embargo, el FMI proyecta 7.3% o sea un crecimiento menor.

El error de pronósticos macro tiene consecuencias importantes, especialmente para los actores privados; las sobreestimaciones de la recuperación económica pueden llevar a asignaciones erróneas. Una sobreestimación de recuperación futura podría llevar a un impulso positivo de crecimiento a corto plazo, pero aumenta la probabilidad de sorpresas negativas o incluso seguir en recesión

Los pronósticos del MEF tienen consecuencias macroeconómicas indirectas, ya que conducen a déficits públicos excesivos y la acumulación de deuda pública.

(*) Economista

(*) La Dirección no se hace responsable por los artículos firmados.

Más recientes