More

    Por: Phillip Butters / Encuestas, realidades y ánforas

    Seguramente los lectores de LA RAZÓN están muy preocupados por los resultados que han dado las encuestas de Datum, Ipsos Apoyo, inclusive con la que va a publicar el CIT, en donde la ventaja de Pedro Castillo es de 4, 5 o hasta 2 puntos. A mí me queda claro que esa ventaja existe y que no estamos ante un fenómeno de racionalidad, ni argumentativo a favor de uno o de otro. Este ha sido palmariamente demostrado que Pedro Castillo tiene relaciones directas con Movadef y que Movadef es Sendero Luminoso y el MRTA, que estos han sido los flagelos más atroces que ha sufrido el pueblo peruano en los últimos 50 años.

    Creo que es sencillo de entender desde un punto de vista crítico o analítico, que Castillo no está preparado para ser Presidente, que su plan de gobierno es una cuestión que se ha armado en los últimos días, inclusive al debate técnico de ayer no le doy mayor importancia. Para ser sincero, no le presté mucha atención habida cuenta que acá hay un tema entre Keiko y Pedro, entre Fujimori y Castillo.

    ¿Qué cosa cuenta a favor de Pedro Castillo? Simplemente que es nuevo, porque la gente del populórum piensa o siente “bueno, eres un pobrecito profesor rural y Keiko es la corrupta que está rodeada de malos”, o en todo caso, “Él seguramente está rodeado de terrucos pero él no lo es”.

    Lo peor de todo es que Keiko tiene una lápida de ser “la corrupta rodeada de corruptos”. Y por supuesto eso se debe a un trabajo de demolición que han hecho durante años de parte de la derecha y la caviarada del Perú encarnada en la prensa de El Comercio, Grupo La República, Grupo RPP, Frecuencia Latina, ATV, y para eso también ha servido América Televisión y Canal N. Sin ir más lejos, hemos visto cómo con tranquilidad, tanto el señor Thorndike, hoy en Willax pero toda una vida en América Televisión y en Canal N, como Jaime de Althaus, han confesado que ellos supieron que Keiko no era narcotraficante y que la señora Clara Elvira Ospina, seguramente por órdenes de “Chicho” Mhome, de Soros, de Odebrecht o de quien quiera, emitió un reportaje que demolió la candidatura de Keiko que permitió que gente corrupta como Pedro Pablo Kuczynski fuera Presidente de Perú, porque nadie iba a votar por una narcotraficante.

    De la misma manera ellos han hecho toda una historia con respecto al “presunto lavado de activos” o que en teoría Odebrecht financió la campaña de Keiko. Eso hasta hoy no tiene acusación ni prueba contundente.

    ¿Pero claro, cuántas veces salió José Domingo Pérez o Vela Barba, Vargas Llosa, o el pelmazo del hijo, Cateriano, Gorriti o toda la caviarada como Salvador del Solar –Premier del lagarto- y todos los que creen que este mamarracho de gente tiene algún tipo de importancia en la historia del Perú, destrozando la imagen de Keiko?

    A eso aplaudieron como focas el común de los medios de comunicación. Entonces qué pueden esperar ahora si la gente tiene una imagen formada y destrozada de alguien que nunca firmó un contrato con Odebrecht ni fue parte de ningún negocio, como la Municipalidad de Lima que manejó la señora Susana Villarán y que ahora está prácticamente libre.

    Por supuesto Vizcarra ha manejado también la prensa y ha destrozado también la imagen del Congreso y de todos los congresistas, de tal manera que eso no lo toca al profesor Castillo, pero ni lo raspa, y Keiko está destrozada absolutamente y ahora está rodeada de gente que ha hablado pestes de ella y que trata de limpiarla, cosa que es un absurdo que la gente no cree porque estos medios de comunicación no llegan al nivel D y E, no llegan al populórum. Y la gente de la clase media es limeña o norteña que la detesta en base a la cantidad de barbaridades que se han dicho de ella en los últimos años, y la percepción es que ella es una mala rodeada de delincuentes, punto.

    Lo demás, como planes de gobierno, racionalización, pensamientos, PBI, tasa de interés, aranceles, ahorro interno, subida del dólar, son cosas que a la gente no le importa porque votan con el hígado o el estómago.

    ¿Qué cosa le queda a Keiko? Que tengan un debate ella y él, espectacular. Por lo visto en Chota ella no es mucho mejor oradora que él, o que él cometa un error garrafal, porque la verdad sea dicha, estamos en manos de Dios.

    Esta es una votación más emocional que nunca, ella lo que tendría que hacer es tratar de, con el corazón o el estómago en la mano, cautivar el voto de los indecisos, pero yo veo prácticamente imposible que alguien a estas alturas , que esté votando por este señor, que es un voto de protesta, resentimiento, cambie a Keiko.

    ¿Ello por qué? Es fina cortesía de la derecha del Perú y de toda la caviarada mediática que destruyeron su imagen 10 años seguidos, cuando menos, porque podría ser 20 también.

    (*) La Dirección no se hace responsable por los artículos firmados.

    Seguramente los lectores de LA RAZÓN están muy preocupados por los resultados que han dado las encuestas de Datum, Ipsos Apoyo, inclusive con la que va a publicar el CIT, en donde la ventaja de Pedro Castillo es de 4, 5 o hasta 2 puntos. A mí me queda claro que esa ventaja existe y que no estamos ante un fenómeno de racionalidad, ni argumentativo a favor de uno o de otro. Este ha sido palmariamente demostrado que Pedro Castillo tiene relaciones directas con Movadef y que Movadef es Sendero Luminoso y el MRTA, que estos han sido los flagelos más atroces que ha sufrido el pueblo peruano en los últimos 50 años.

    Creo que es sencillo de entender desde un punto de vista crítico o analítico, que Castillo no está preparado para ser Presidente, que su plan de gobierno es una cuestión que se ha armado en los últimos días, inclusive al debate técnico de ayer no le doy mayor importancia. Para ser sincero, no le presté mucha atención habida cuenta que acá hay un tema entre Keiko y Pedro, entre Fujimori y Castillo.

    ¿Qué cosa cuenta a favor de Pedro Castillo? Simplemente que es nuevo, porque la gente del populórum piensa o siente “bueno, eres un pobrecito profesor rural y Keiko es la corrupta que está rodeada de malos”, o en todo caso, “Él seguramente está rodeado de terrucos pero él no lo es”.

    Lo peor de todo es que Keiko tiene una lápida de ser “la corrupta rodeada de corruptos”. Y por supuesto eso se debe a un trabajo de demolición que han hecho durante años de parte de la derecha y la caviarada del Perú encarnada en la prensa de El Comercio, Grupo La República, Grupo RPP, Frecuencia Latina, ATV, y para eso también ha servido América Televisión y Canal N. Sin ir más lejos, hemos visto cómo con tranquilidad, tanto el señor Thorndike, hoy en Willax pero toda una vida en América Televisión y en Canal N, como Jaime de Althaus, han confesado que ellos supieron que Keiko no era narcotraficante y que la señora Clara Elvira Ospina, seguramente por órdenes de “Chicho” Mhome, de Soros, de Odebrecht o de quien quiera, emitió un reportaje que demolió la candidatura de Keiko que permitió que gente corrupta como Pedro Pablo Kuczynski fuera Presidente de Perú, porque nadie iba a votar por una narcotraficante.

    De la misma manera ellos han hecho toda una historia con respecto al “presunto lavado de activos” o que en teoría Odebrecht financió la campaña de Keiko. Eso hasta hoy no tiene acusación ni prueba contundente.

    ¿Pero claro, cuántas veces salió José Domingo Pérez o Vela Barba, Vargas Llosa, o el pelmazo del hijo, Cateriano, Gorriti o toda la caviarada como Salvador del Solar –Premier del lagarto- y todos los que creen que este mamarracho de gente tiene algún tipo de importancia en la historia del Perú, destrozando la imagen de Keiko?

    A eso aplaudieron como focas el común de los medios de comunicación. Entonces qué pueden esperar ahora si la gente tiene una imagen formada y destrozada de alguien que nunca firmó un contrato con Odebrecht ni fue parte de ningún negocio, como la Municipalidad de Lima que manejó la señora Susana Villarán y que ahora está prácticamente libre.

    Por supuesto Vizcarra ha manejado también la prensa y ha destrozado también la imagen del Congreso y de todos los congresistas, de tal manera que eso no lo toca al profesor Castillo, pero ni lo raspa, y Keiko está destrozada absolutamente y ahora está rodeada de gente que ha hablado pestes de ella y que trata de limpiarla, cosa que es un absurdo que la gente no cree porque estos medios de comunicación no llegan al nivel D y E, no llegan al populórum. Y la gente de la clase media es limeña o norteña que la detesta en base a la cantidad de barbaridades que se han dicho de ella en los últimos años, y la percepción es que ella es una mala rodeada de delincuentes, punto.

    Lo demás, como planes de gobierno, racionalización, pensamientos, PBI, tasa de interés, aranceles, ahorro interno, subida del dólar, son cosas que a la gente no le importa porque votan con el hígado o el estómago.

    ¿Qué cosa le queda a Keiko? Que tengan un debate ella y él, espectacular. Por lo visto en Chota ella no es mucho mejor oradora que él, o que él cometa un error garrafal, porque la verdad sea dicha, estamos en manos de Dios.

    Esta es una votación más emocional que nunca, ella lo que tendría que hacer es tratar de, con el corazón o el estómago en la mano, cautivar el voto de los indecisos, pero yo veo prácticamente imposible que alguien a estas alturas , que esté votando por este señor, que es un voto de protesta, resentimiento, cambie a Keiko.

    ¿Ello por qué? Es fina cortesía de la derecha del Perú y de toda la caviarada mediática que destruyeron su imagen 10 años seguidos, cuando menos, porque podría ser 20 también.

    (*) La Dirección no se hace responsable por los artículos firmados.

    Más recientes