More

    ¿Qué frutas fortalecen el sistema inmune? 

    La nutricionista, sostuvo que, en vez de comprar un frasco de vitaminas, que no son baratas, compremos frutas de nuestra preferencia. 

    En tiempos de pandemia, las personas buscan alimentos para evitar distintas enfermedades, ahora para tener un mejor sistema inmunológico se encuentran en las frutas, sostienen los expertos en nutrición. 

    “Podemos estar bien nutridos gastando poco y, para estarlo, no necesitamos comprar frutas demasiado caras. Las familias deben optar por las que se producen en cada estación porque siempre serán más económicas para todos los bolsillos”, detalló la doctora Saby Mauricio Alza, exdecana del Colegio de Nutricionistas del Perú. 

    Además, afirmo que debemos comprar frutas de nuestra preferencia, en vez de adquirir un frasco de vitaminas que no son baratas. 

    “Ahora todo el mundo habla de la vitamina C y basta con comer dos mandarinas al día para suplir nuestro requerimiento. Si prefiere la naranja, solo bastará con comer una. De lo contrario, puede comer tres platos pequeños de piña a lo largo del día: desayuno, media mañana y noche. Y ojo, es un mito decir que no se puede comer fruta en la noche”. Añadió. 

    La experta también enfatizó que, en esta estación, podemos encontrar las frutas en los centros de abastos, mercados a precios muy cómodos, en la cuales tienen vitaminas y minerales como: 

    Piña: Dulce y apetitosa, la piña es siempre una fruta muy jugosa. Contiene una enzima que ayuda a digerir las proteínas. 

    Maracuyá: Es rica en vitamina A y C, pero no es lo único. Es también fuente de potasio, fósforo y magnesio. 

    Mandarina: Aportan una gran cantidad de vitamina C, así como flavonoides y aceites esenciales. 

    Papaya: Su valor calórico es bajo y es una fuente muy importante de vitamina C, tan apreciada en la formación de colágeno, huesos y dientes, glóbulos rojos y favorece la absorción del hierro de los alimentos. 

    Mango: Su contenido de fibra le confiere propiedades laxantes y mejora el estreñimiento, contribuye a reducir las tasas de colesterol en sangre y tiene un efecto saciante. 

    Sandía: Contiene vitamina A y potasio. Los expertos la recomiendan tras un día de excesos alimenticios, pues al ser diurética, favorece la eliminación de sustancias de desecho por la orina, por lo que resulta una ayuda perfecta como desintoxicante. 

    Granadilla: Es fuente de la vitamina A, B1, B2, B3, B9, C, E, K. Su jugo se usa como estimulante digestivo, también controla la acidez, la presión arterial, reduce el colesterol, previene la anemia. 

    Manzana: Aporta vitamina C y potasio, un mineral importante en el funcionamiento de nuestros nervios. Ayuda a la contracción de los músculos y a que su ritmo cardiaco se mantenga constante. 

    Plátano: Mejora la inmunidad y posee un suave efecto laxante. Gracias a su aporte de fibra es ideal para quien tiene procesos diarreicos. 

    Palta: Es fuente de vitamina E y K, protege las células contra los daños causados por los radicales libres. 

     

     

    La nutricionista, sostuvo que, en vez de comprar un frasco de vitaminas, que no son baratas, compremos frutas de nuestra preferencia. 

    En tiempos de pandemia, las personas buscan alimentos para evitar distintas enfermedades, ahora para tener un mejor sistema inmunológico se encuentran en las frutas, sostienen los expertos en nutrición. 

    “Podemos estar bien nutridos gastando poco y, para estarlo, no necesitamos comprar frutas demasiado caras. Las familias deben optar por las que se producen en cada estación porque siempre serán más económicas para todos los bolsillos”, detalló la doctora Saby Mauricio Alza, exdecana del Colegio de Nutricionistas del Perú. 

    Además, afirmo que debemos comprar frutas de nuestra preferencia, en vez de adquirir un frasco de vitaminas que no son baratas. 

    “Ahora todo el mundo habla de la vitamina C y basta con comer dos mandarinas al día para suplir nuestro requerimiento. Si prefiere la naranja, solo bastará con comer una. De lo contrario, puede comer tres platos pequeños de piña a lo largo del día: desayuno, media mañana y noche. Y ojo, es un mito decir que no se puede comer fruta en la noche”. Añadió. 

    La experta también enfatizó que, en esta estación, podemos encontrar las frutas en los centros de abastos, mercados a precios muy cómodos, en la cuales tienen vitaminas y minerales como: 

    Piña: Dulce y apetitosa, la piña es siempre una fruta muy jugosa. Contiene una enzima que ayuda a digerir las proteínas. 

    Maracuyá: Es rica en vitamina A y C, pero no es lo único. Es también fuente de potasio, fósforo y magnesio. 

    Mandarina: Aportan una gran cantidad de vitamina C, así como flavonoides y aceites esenciales. 

    Papaya: Su valor calórico es bajo y es una fuente muy importante de vitamina C, tan apreciada en la formación de colágeno, huesos y dientes, glóbulos rojos y favorece la absorción del hierro de los alimentos. 

    Mango: Su contenido de fibra le confiere propiedades laxantes y mejora el estreñimiento, contribuye a reducir las tasas de colesterol en sangre y tiene un efecto saciante. 

    Sandía: Contiene vitamina A y potasio. Los expertos la recomiendan tras un día de excesos alimenticios, pues al ser diurética, favorece la eliminación de sustancias de desecho por la orina, por lo que resulta una ayuda perfecta como desintoxicante. 

    Granadilla: Es fuente de la vitamina A, B1, B2, B3, B9, C, E, K. Su jugo se usa como estimulante digestivo, también controla la acidez, la presión arterial, reduce el colesterol, previene la anemia. 

    Manzana: Aporta vitamina C y potasio, un mineral importante en el funcionamiento de nuestros nervios. Ayuda a la contracción de los músculos y a que su ritmo cardiaco se mantenga constante. 

    Plátano: Mejora la inmunidad y posee un suave efecto laxante. Gracias a su aporte de fibra es ideal para quien tiene procesos diarreicos. 

    Palta: Es fuente de vitamina E y K, protege las células contra los daños causados por los radicales libres. 

     

     

    Más recientes