21.3 C
Lima
Domingo, Noviembre 29, 2020

Cae mujer que estafaba con “venta” de celulares

Contactaba clientes por Internet y pedía 50% de adelanto antes de la entrega

Una mujer que estafó a varias personas con el cuento de la venta de celulares de alta gama a precios de promoción fue capturada ayer en San Martín de Porres, por agentes de la División de Investigación de Estafas de la Dirincri.

Ella se hacía pasar como funcionaria de una empresa de venta de equipos móviles y captaba a sus víctimas a través de Internet, para luego pasar a asaltarlos,  señaló la Policía.

Se trata de Claudia Samamé (34), quien fue detenida ayer por la tarde, en el cruce de las avenidas Juan Vicente Nicolini y Túpac Amaru, en San Martín de Porres, cuando pretendía timar a un joven de 22 años.

Según explicó la Policía, la mujer captaba a víctimas a través de Internet. El precio en que eran ofrecidos los equipos celulares dependía de la marca y modelo. Para que los interesados le creyeran ella les decía que era la gerente de la tienda.

Así, los interesados hacían depósitos del 50% en una cuenta bancaria a nombre de ella y el resto era contra entrega. Los citaba, recibía el dinero y luego huía sin entregar ningún celular, precisó la Policía.

 

Contactaba clientes por Internet y pedía 50% de adelanto antes de la entrega

Una mujer que estafó a varias personas con el cuento de la venta de celulares de alta gama a precios de promoción fue capturada ayer en San Martín de Porres, por agentes de la División de Investigación de Estafas de la Dirincri.

Ella se hacía pasar como funcionaria de una empresa de venta de equipos móviles y captaba a sus víctimas a través de Internet, para luego pasar a asaltarlos,  señaló la Policía.

Se trata de Claudia Samamé (34), quien fue detenida ayer por la tarde, en el cruce de las avenidas Juan Vicente Nicolini y Túpac Amaru, en San Martín de Porres, cuando pretendía timar a un joven de 22 años.

Según explicó la Policía, la mujer captaba a víctimas a través de Internet. El precio en que eran ofrecidos los equipos celulares dependía de la marca y modelo. Para que los interesados le creyeran ella les decía que era la gerente de la tienda.

Así, los interesados hacían depósitos del 50% en una cuenta bancaria a nombre de ella y el resto era contra entrega. Los citaba, recibía el dinero y luego huía sin entregar ningún celular, precisó la Policía.

 

Más recientes