20 C
Lima
Miércoles, Enero 27, 2021

Iquitos: la ciudad donde la Covid-19 se desvanece

En Iquitos la cantidad de contagio se ha reducido a números casi irrelevantes, donde especialistas no descartan una posible “inmunidad de rebaño”.

En Iquitos, se dieron los golpes más fuertes del coronavirus, con cientos de muertos y el drama por la falta de oxígeno para los pacientes. Sin embargo, el caso es otro ahora, ya que desde septiembre el virus parece haberse extinguido sin que nadie tenga una respuesta a esto.

Desde septiembre, la cantidad se contagios se ha ido reduciendo a tal punto que los números ahora son casi irrelevantes. La ciudad amazónica paso del infierno en que vivían, siendo una las cuatro ciudades más golpeadas en Latinoamérica, a ser de los lugares con menos casos.

Se ha visto una reducción de los casos en estas semanas, pasando de 19 casos a tan solo 4 a la semana siguiente. Según la Agencia EFE, este viernes pasado tan solo tres personas permanecían ingresadas en los hospitales con motivo de la COVID-19 y dos con sospecha de la infección.

“Si, es verdad que ya casi no hay casos. Cuando uno conversa con colegas dicen que hay uno o dos casos por semana, como mucho. Durante la crisis hubo jornadas con 300 pacientes, hasta 500 por día. Que ahora lleguen esos casos, que además son más leves, evidentemente hace que todo sea algo mucho más llevadero”, señaló el decano del Colegio Médico de Loreto, Luis Runciman.

Inmunidad de rebaño

Además, Luis Runciman indicó que la explicación que encuentra a esta caída tan abrupta de los casos, pasa por una posible “inmunidad de rebaño”. En donde la economía se da casi sin restricciones y el distanciamiento social es una quimera.

“La Dirección de Salud de Loreto hizo un trabajo de investigación, estratificado, por zonas, por edades, muy bien hecho, donde se encontró que la prevalencia del COVID-19 es de 74% en Iquitos. Se ha repetido en meses diferentes, y esa prevalencia se ha repetido. Si es así, quedaría pues tan sólo un 25% de población que no ha padecido la enfermedad y esos ahora son los casos esporádicos que se están dando”, precisó.

“Esta región tiene una prevalencia mucho más alta, y así menos margen para que se de algo así. En Iquitos no se ve este comportamiento de segunda ola, hace varios meses que estamos con casos muy, muy bajos, solo esporádicos. No hay una segunda ola, y eso se puede atribuir a la alta prevalencia en los meses del pico de la pandemia. Simplemente es que queda poca gente susceptible de enfermar”, añadió.

También, señaló que no se debe bajar la guardia, para la región aún no ha pasado el riesgo, pidiendo que la población tenga mucha prudencia.

Por último, el matemático y analista de datos Marco Loret de Mola, uno de los mayores expertos peruanos en la enfermedad, señaló inclinarse por un esfuerzo colectivo de prevención y no una posible “inmunidad de rebaño”. Asimismo, indicó que aún resta un porcentaje de la población por infectar, lo que es una posibilidad de “más pérdidas, y más fallecidos”.

“Para mi la inmunidad de rebaño no es la variable principal en esta situación, salvo que si puede ayudar en la conciencia de los ciudadanos, que se inspiran y ven una luz”, indicó

En Iquitos la cantidad de contagio se ha reducido a números casi irrelevantes, donde especialistas no descartan una posible “inmunidad de rebaño”.

En Iquitos, se dieron los golpes más fuertes del coronavirus, con cientos de muertos y el drama por la falta de oxígeno para los pacientes. Sin embargo, el caso es otro ahora, ya que desde septiembre el virus parece haberse extinguido sin que nadie tenga una respuesta a esto.

Desde septiembre, la cantidad se contagios se ha ido reduciendo a tal punto que los números ahora son casi irrelevantes. La ciudad amazónica paso del infierno en que vivían, siendo una las cuatro ciudades más golpeadas en Latinoamérica, a ser de los lugares con menos casos.

Se ha visto una reducción de los casos en estas semanas, pasando de 19 casos a tan solo 4 a la semana siguiente. Según la Agencia EFE, este viernes pasado tan solo tres personas permanecían ingresadas en los hospitales con motivo de la COVID-19 y dos con sospecha de la infección.

“Si, es verdad que ya casi no hay casos. Cuando uno conversa con colegas dicen que hay uno o dos casos por semana, como mucho. Durante la crisis hubo jornadas con 300 pacientes, hasta 500 por día. Que ahora lleguen esos casos, que además son más leves, evidentemente hace que todo sea algo mucho más llevadero”, señaló el decano del Colegio Médico de Loreto, Luis Runciman.

Inmunidad de rebaño

Además, Luis Runciman indicó que la explicación que encuentra a esta caída tan abrupta de los casos, pasa por una posible “inmunidad de rebaño”. En donde la economía se da casi sin restricciones y el distanciamiento social es una quimera.

“La Dirección de Salud de Loreto hizo un trabajo de investigación, estratificado, por zonas, por edades, muy bien hecho, donde se encontró que la prevalencia del COVID-19 es de 74% en Iquitos. Se ha repetido en meses diferentes, y esa prevalencia se ha repetido. Si es así, quedaría pues tan sólo un 25% de población que no ha padecido la enfermedad y esos ahora son los casos esporádicos que se están dando”, precisó.

“Esta región tiene una prevalencia mucho más alta, y así menos margen para que se de algo así. En Iquitos no se ve este comportamiento de segunda ola, hace varios meses que estamos con casos muy, muy bajos, solo esporádicos. No hay una segunda ola, y eso se puede atribuir a la alta prevalencia en los meses del pico de la pandemia. Simplemente es que queda poca gente susceptible de enfermar”, añadió.

También, señaló que no se debe bajar la guardia, para la región aún no ha pasado el riesgo, pidiendo que la población tenga mucha prudencia.

Por último, el matemático y analista de datos Marco Loret de Mola, uno de los mayores expertos peruanos en la enfermedad, señaló inclinarse por un esfuerzo colectivo de prevención y no una posible “inmunidad de rebaño”. Asimismo, indicó que aún resta un porcentaje de la población por infectar, lo que es una posibilidad de “más pérdidas, y más fallecidos”.

“Para mi la inmunidad de rebaño no es la variable principal en esta situación, salvo que si puede ayudar en la conciencia de los ciudadanos, que se inspiran y ven una luz”, indicó

Más recientes