La corrupción, pandemia de América Latina (XXXVIII)

0
93
La corrupción, la epidemia de América Latina (XXVI)
Por: Alter B. Himelfarb W. 

Por: Alter B. Himelfarb W. / Pensábamos que podíamos dejar temporalmente el tema de la corrupción a un lado, pero es  ¡Imposible!  Con la Pandemia del Coronavirus, díariamente aparecen contagiados.  Con esta Pandemia de la Corrupción, igual.  A diario, aparecen noticias de “movidas” puercas, de funcionarios públicos, de todos los calibres, robándole -pónganle el nombre que quieran, pero es un robo-, al país, a la población, los recursos para las obras de carácter social.

Los casos que mencionaremos, han ocurrido en cualquier país Latino Americano, (bananero, cafetero, cacaotero, etc.).  Estamos “cortados por la misma tijera de la desvergüenza y de la corrupción”.

Pareciera quimérico, frenar ese flagelo, esa Pandemia, porque todas las fuerzas públicas, que manejan nuestros países y los tienen vueltos “mierda”, con las $utilezas de Leye$ y Decreto$ que no bu$can el bien común, $ino el “cortocircuito” de volver a $er elegido. “Preparando la cama”  para que en un corto tiempo, “e$e excremento de Ley, $irva a los intere$e$ de una reelección o una po$ible candidatura Pre$idencial.

–¿Qué necesidad, tienen  nuestras países, hoy en día, con la presencia del COVID-19, de tener una Cámara adicional?  ¿Con escasez de recursos económicos, cómo se ha de comprometer  el erario público en semejante millonada de erogaciones, para el pago de los honorarios a los Honorables Padres de la Patria (HP)? ¿Qué beneficios habría para el país?  Si no hay recursos para obras sociales, ¿cómo “$í lo$ hay para la vagabundería de tener otra Cámara?

–Una Ministro del Tesoro, se hace la “pendeja”, permitiendo que una empresa familiar, negocie con el Estado.

–Un bandido que llegó a ser y aún es Alcalde, -hace año$-, $igue haciendo negocio$ entre el Municipio y $u Empresa de A$eo?  La Justicia local, -pareciera que en ella hubiera familiares-, ha archivado lo$ ca$o$ y la$ denuncia$ al re$pecto.

–Un Congresista insiste en un Proyecto de Ley, que permitiría que un político corrupto, pueda volver a ser candidato a Corporaciones Públicas.

–La Abogada Maríela Bianchi Salazar, especializada en Gestión Pública, encontró esta “perla”: Eligen a “A”, en el Ministerio “XYZ”.  Y eligen a “B” en el Ministerio “KLM”. Entonces, el pariente de “A”, trabaja en el Ministerio “KLM” y el pariente de “B”, trabaja en el Ministerio “XYZ”.  ¡Partida de bandidos!

–No calificamos, si un Presidente deba ser sometido a “vacancia”, pero incuestionablemente, una acción de ésta  naturaleza, en estos momentos, llevaría a cualquier país, al caos.

Y así, han pasando 200 años de ineptitud, de incompetencia, de estupideces, de ineficacia de  nuestras Corporaciones.

200 años, en los cuales, nuestros países Latino Americanos, en vez de  mejorar, han empeorado, con el aumento de los desposeídos, de la  miseria, y la incapacidad del Estado en darle solución a los problemas Sociales.

Todos estos personajes, armadores de componendas y suciedades, los mencionados HP, Honorables Padres de la Patria, no traen beneficio a la población, pero sí a su propio bolsillo.  Dan la apariencia de ser letrados, instruidos, doctos, pero además, tienen una particularidad: están DEFINITIVAMENTE ALIENADOS, con un EGO tan alto, que fácilmente podrían suicidarse desde allí.

*Charlatanes que utilizan la ignorancia de la población*.  *Lamentablemente, la debilidad de la población ignorante es “tener que respetar”, lo que no entienden*  (Prof. Mordejay Yaacobi – “Oye Israel” – Ed. Mejoras/1967 –  Barranquilla, Col.)

Robarle a la población, de cualquier manera, sus recursos, no tiene perdón de Dios.  Eventualmente la Justicia podría estar contaminada, pero no escaparán de la Justicia Divina.  Tarde o temprano, los tocará, o a sus hijos o a su familia, pero de ninguna manera escaparían a este acto de Justicia.  Pagar por sus fechorías.  Que se den la gran  vida con la plata robada, no deja de ser pura vanidad y vanagloria.

El Magistrado Luis Fux, recién nombrado Presidente del Tribunal Supremo, en Brasil, afirmó que los ”corruptos de ayer y de hoy, son responsables de que falten camas en los hospitales”.

(*) Miembro A.I.E.L.C.