LAS PSICOFONÍAS ¿son reales o un burdo montaje?

0
29

Se cree que las psicofonías son “voces” de seres fallecidos que tratan de comunicarse con nosotros de alguna manera, pero en realidad son sonidos de origen desconocido que se obtienen a través de grabaciones.

Siempre el hombre ha hecho cosas para poder comunicarse con quienes ya no están en este mundo y conocer si, efectivamente, hay algo más después de la muerte. Sesiones de espiritismo, viajes astrales, ouija y la intervención de mediums son algunos ejemplos de lo que se ha utilizado para este fin.

¿Pero qué ocurre cuando la tecnología entra a tallar en este tinglado de sucesos misteriosos que sólo pueden responder a sucesos inexplicables?

Las psicofonías son sonidos de origen desconocido que se obtienen a través de grabaciones. En simples palabras se cree que son “voces” de seres fallecidos que tratan de comunicarse con nosotros de alguna manera. Así las define Hugo Mazuela, investigador de hechos paranormales por más de 10 años.

A las psicofonías también se le conoce como Fenómenos Electrónicos de Voz (EVP, por su sigla en inglés) y parafonías. Similar es la transcomunicación instrumental, aunque esta abarca más instrumentos electrónicos para conseguirlo.

 

El origen de las misteriosas voces

A Friedrich Jürgenson se le atribuye la primera psicofonía, entrando a este mundo de casualidad. Él era entre otras cosas un productor cinematográfico sueco, por ello un día de 1959 quiso grabar el canto de los pájaros para un documental y para ello fue hasta un campo provisto con un magnetófono para capturar dichos sonidos.

Sin embargo, a la hora de revisar el audio se encontró con algunas interferencias, posteriormente repitió la grabación y tras analizar el audio nuevamente se encontró con algunos ruidos, entre ellos creyó escuchar la voz de su fallecida madre diciéndole el sobrenombre que solía usar en vida: “Friedel, ¿Puedes oírme? Es mami”. Desde ese entonces se involucró en el tema, llegando a escribir libros como “Voces del Universo” y “Comunicaciones por radio con los muertos”.

 

Teorías

¿Entonces se trata de voces de personas fallecidas? Así lo postula la teoría que ha ganado más fuerza durante las últimas décadas. Partiendo de la base que se trata de entidades, Mazuela explica cómo éstos se comunicarían para lograr ser escuchados. “Como no tienen cuerdas vocales funcionan a través de energías” agregando que “se supone que a través de las ondas magnéticas [del objeto que graba] se logra captar esta energía como respuesta a la pregunta que uno realiza”.

Ismael Torres, psíquico de profesión, también postula que se trata de energías pero va más allá. “La psicofonía es una señal que es capaz de ser captada por aparatos sensibles, aunque desconocemos si son fallecidos o gente con un fuerte poder mental… porque se puede dar que un pensamiento intenso sea captado en una grabación”, indica.

Algunos plantean la hipótesis de que cuando el ser humano fallece existe una energía que se transforma en algo que hoy desconoce la ciencia, y que las paraciencias comprenden como espíritu. Entonces, tal como la energía eólica, por ejemplo, se transforma en energía eléctrica, y ésta aplicada a una bombilla se transforma en energía calórica y lumínica, la energía vital que mueve al ser humano cuando éste muere debe transformarse en alguna clase de energía. Sin embargo, también hay quienes piensan que se trata de otros fenómenos.

Algunos señalan que estas “voces” son seres de otra dimensión que intentan comunicarse con nosotros, otros creen que pueden ser ruidos externos que se filtran en la grabadora. Por otro lado, los escépticos y la comunidad científica en general asegura que se trata de casos de pareidolia o apofenia. Ambos son fenómenos psicológicos. Por su parte la pareidolia se da al percibir un estímulo aleatorio, dándole la mente un sentido determinado.

Mientras que la apofenia, cuyo término fue acuñado por el psiquiatra Klaus Conrad, es hacer de conexiones sin motivo, que junto a la experiencia dan significados anormales. Es decir, uno mismo se obliga a darle sentido a algo abstracto.

 

Su popularidad

Una de las razones por la que las psicofonías se han hecho populares es que da una “esperanza” para conocer qué hay después de la muerte y también saber cómo están quienes han fallecido, sin embargo, en este contexto se le llama transcomunicación instrumental.

 

¿Cómo se obtienen estos mensajes?

Tan solo unas preguntas precisas acompañadas de una grabadora en un lugar “cargado de energía” bastaría para conseguir una psicofonía. Hugo Mazuela señala que obtener una es muy fácil, puesto que no se necesitan artefactos electrónicos de última tecnología para ello, pero rotundamente no recomienda hacerlo. “Por ser sencillo es muy peligroso. Te empiezas a psicosear y puedes pensar: ‘esta casa está poseída, hay un espíritu que me quiere hacer daño’, y los niños se pueden meter”, dice.

A su vez enfatiza que en el caso de las psicofonías, “es súper sencillo hacerlas, y súper sencillo falsearlas también”, por lo mismo tiene muchos detractores. El experto en temas paranormales explica que para distinguir una psicofonía verdadera de una falsa es necesario investigar.Será fácil distinguirla siempre y cuando los testigos que están involucrados en la grabación sean creíbles”.

A esto agrega que si la respuesta que se consigue tiene sentido respecto a la pregunta que se hizo o mantiene relación con el lugar en el que se está, entonces se trata de una psicofonía verosímil.