More

    Los Emiratos Árabes Unidos abrirá su Consulado General en la ciudad marroquí de El Aaiún

    Durante la reciente conversación telefónica de Su Majestad el Rey de Marruecos Mohammed VI con el Príncipe Heredero de Abu Dabi, Comandante Supremo Adjunto de las Fuerzas Armadas del Estado de los Emiratos Árabes Unidos, El Jeque Mohamed Bin Zayed Al-Nahyan, informó a Su Majestad el Rey de la decisión de su país de abrir un Consulado General en la ciudad de Lâayoune (El Aaiún), en las provincias del sur del Reino.

    Este importante evento diplomático es una gran victoria para la diplomacia marroquí y viene a sumarse a las catorce representaciones consulares con sede en las ciudades de Lâayoune y Dajla en el Sahara marroquí, en su totalidad de países africanos.

    La decisión histórica de los Emiratos de abrir un Consulado General en Lâayoune está dando una vez más un apoyo inquebrantable a la integridad territorial del Reino en esta parte de su territorio, sobre todo que los Emiratos habían participado en la Marcha Verde.

    De esta manera, el Estado de los Emiratos Árabes se convierte en el primer país árabe en tomar la decisión de abrir un Consulado General en las provincias del sur de Marruecos, una decisión que encarna la constante postura de los Emiratos en la defensa de los derechos legítimos y de las causas justas de Marruecos, y su firme apoyo al Reino en los diferentes foros regionales e internacionales, así como  ilustra de manera irrefutable el apoyo creciente e inequívoco a la marroquinidad del Sáhara y a la iniciativa de autonomía presentada por Marruecos, que goza de un reconocimiento internacional, no solamente en las instancias internacionales, sino sobre el terreno con las representaciones consulares que ejercen sus funciones diplomáticas y de proximidad para los ciudadanos de los países  establecidos en el Sáhara marroquí.

    Como de costumbre y en las anteriores ocasiones, la reacción negativa de la diplomacia del régimen militar de Argelia, quien ya había mostrado públicamente su descontento hacia esta dinámica de aperturas de consulados de países amigos de Marruecos en las principales ciudades del Sáhara marroquí, prueba una vez más que Argel es parte principal en el diferendo regional en torno al Sáhara marroquí.

    Cabe recordar que, durante los trabajos de la Cuarta Comisión de la Asamblea General de las Naciones Unidas del 2019, el Estado de los Emiratos Árabes Unidos había reiterado su apoyo al carácter marroquí del Sahara y la integridad territorial del Reino y manifestó su apoyo a la iniciativa de autonomía y calificada por el Consejo de Seguridad de seria y creíble, y como marco idóneo hacia una solución justa y duradera de acuerdo con la Carta de las Naciones Unidas y las resoluciones de esta organización, preservando al mismo tiempo la integridad territorial del Reino de Marruecos.

    En la misma ocasión, los Emiratos Árabes Unidos elogió los incansables esfuerzos del Reino de Marruecos para mejorar las condiciones de vida de los habitantes del Sahara marroquí, especialmente en el contexto de la pandemia covid-19 y también acogió con satisfacción la celebración de dos mesas redondas sobre la cuestión del Sahara marroquí en 2018 y 2019, y pidió un apoyo continuo al proceso político iniciado en 2007, bajo la égida exclusiva del Secretario General de la ONU y su representante personal.

    Cabe señalar que la apertura del Consulado General de los Emiratos Árabes Unidos en Lâayoune se enmarca en vísperas de la adopción de la nueva Resolución del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas sobre la Cuestión del Sahara marroquí y la renovación del mandato de la MINURSO, lo que confirma aún más la irreversibilidad del carácter marroquí del Sáhara y el reconocimiento por la comunidad internacional de la soberanía de Marruecos sobre sus provincias del Sur.

    Durante la reciente conversación telefónica de Su Majestad el Rey de Marruecos Mohammed VI con el Príncipe Heredero de Abu Dabi, Comandante Supremo Adjunto de las Fuerzas Armadas del Estado de los Emiratos Árabes Unidos, El Jeque Mohamed Bin Zayed Al-Nahyan, informó a Su Majestad el Rey de la decisión de su país de abrir un Consulado General en la ciudad de Lâayoune (El Aaiún), en las provincias del sur del Reino.

    Este importante evento diplomático es una gran victoria para la diplomacia marroquí y viene a sumarse a las catorce representaciones consulares con sede en las ciudades de Lâayoune y Dajla en el Sahara marroquí, en su totalidad de países africanos.

    La decisión histórica de los Emiratos de abrir un Consulado General en Lâayoune está dando una vez más un apoyo inquebrantable a la integridad territorial del Reino en esta parte de su territorio, sobre todo que los Emiratos habían participado en la Marcha Verde.

    De esta manera, el Estado de los Emiratos Árabes se convierte en el primer país árabe en tomar la decisión de abrir un Consulado General en las provincias del sur de Marruecos, una decisión que encarna la constante postura de los Emiratos en la defensa de los derechos legítimos y de las causas justas de Marruecos, y su firme apoyo al Reino en los diferentes foros regionales e internacionales, así como  ilustra de manera irrefutable el apoyo creciente e inequívoco a la marroquinidad del Sáhara y a la iniciativa de autonomía presentada por Marruecos, que goza de un reconocimiento internacional, no solamente en las instancias internacionales, sino sobre el terreno con las representaciones consulares que ejercen sus funciones diplomáticas y de proximidad para los ciudadanos de los países  establecidos en el Sáhara marroquí.

    Como de costumbre y en las anteriores ocasiones, la reacción negativa de la diplomacia del régimen militar de Argelia, quien ya había mostrado públicamente su descontento hacia esta dinámica de aperturas de consulados de países amigos de Marruecos en las principales ciudades del Sáhara marroquí, prueba una vez más que Argel es parte principal en el diferendo regional en torno al Sáhara marroquí.

    Cabe recordar que, durante los trabajos de la Cuarta Comisión de la Asamblea General de las Naciones Unidas del 2019, el Estado de los Emiratos Árabes Unidos había reiterado su apoyo al carácter marroquí del Sahara y la integridad territorial del Reino y manifestó su apoyo a la iniciativa de autonomía y calificada por el Consejo de Seguridad de seria y creíble, y como marco idóneo hacia una solución justa y duradera de acuerdo con la Carta de las Naciones Unidas y las resoluciones de esta organización, preservando al mismo tiempo la integridad territorial del Reino de Marruecos.

    En la misma ocasión, los Emiratos Árabes Unidos elogió los incansables esfuerzos del Reino de Marruecos para mejorar las condiciones de vida de los habitantes del Sahara marroquí, especialmente en el contexto de la pandemia covid-19 y también acogió con satisfacción la celebración de dos mesas redondas sobre la cuestión del Sahara marroquí en 2018 y 2019, y pidió un apoyo continuo al proceso político iniciado en 2007, bajo la égida exclusiva del Secretario General de la ONU y su representante personal.

    Cabe señalar que la apertura del Consulado General de los Emiratos Árabes Unidos en Lâayoune se enmarca en vísperas de la adopción de la nueva Resolución del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas sobre la Cuestión del Sahara marroquí y la renovación del mandato de la MINURSO, lo que confirma aún más la irreversibilidad del carácter marroquí del Sáhara y el reconocimiento por la comunidad internacional de la soberanía de Marruecos sobre sus provincias del Sur.

    Más recientes