Ocultaron más de 50 mil muertes por la COVID-19

Mientras Sagasti continúa con el cuento de la llegada de la vacuna china

por | Feb 5, 2021 | Sin categoría

Mientras Sagasti continúa con el cuento de la llegada de la vacuna china

El Sistema Informático Nacional de Defunciones (Sinadef), entidad que depende del Ministerio de Salud, reportó que, hasta el momento, el número de personas fallecidas por coronavirus (COVID-19) alcanza los 91.320. Esta cifra refleja un desfase con relación a los registros de la Sala Situacional del Ministerio de Salud las cuales solo indican que ha muerto 41.538 personas.

Según la información Sinadef reporta que la jurisdicción con la mayor cantidad de víctimas por la pandemia es Lima Metropolitana con 39.335 (43,1% del total). Luego se ubican las regiones de Piura con 5.808 (6,4%), Callao con 4.990 (5,5%), La Libertad con 4.426 (4,8%), Arequipa con 4.294 (4,7%), Ica con 3.696 (4,1%), Lambayeque con 3.545 (3,9%), y Lima Provincias con 3.218 (3,5%).

Las cifras que maneja el registro de defunciones, que lleva un conteo de los muertos por toda causa en el país, muestra que tampoco existe coincidencia con las direcciones regiones de Salud (Diresa), que suman 57.069 víctimas. Estos desfases tienen que ver, según expertos, con los diferentes criterios para asentar cada fallecimiento, así como con el subregistro.

El año pasado el Ministerio de Salud realizó dos sinceramientos de las cifras de fallecidos en sus reportes oficiales luego de analizar los casos probables. El pasado 31 de enero, la presidenta del Consejo de Ministros, Violeta Bermúdez, anunció que pedirá al Ministerio de Salud (Minsa) un nuevo sinceramiento de las cifras de fallecidos por COVID-19.

A través de la Resolución Ministerial N.° 161-2021/ MINSA, se modificó la primera fase del Plan Nacional de Vacunación contra el nuevo coronavirus en Perú. De esta forma, la lista de personas del padrón de vacunación de quienes serán priorizados agrega algunos términos para ampliar su alcance.

Hasta el momento, se han considerado tres fases de vacunación que están sujetas a la disponibilidad de dosis con las que se cuenten. La modificación se realizó en la fase I, mientras la fase II y III se mantiene con los mismos integrantes.