Por: Omar chehade /  La Agenda País

0
74
Por: Omar Chehade 
Por: Omar Chehade 

Por: Omar chehade / Está claro que el 60% de la agenda legislativa que tendremos los congresistas electos con nuestras respectivas bancadas será la reforma política y de justicia, no solo por el paquete de proyectos de reformas que vamos a presentar, sino también por lo que heredamos del congreso disuelto y demás proyectos que quedaron en el tintero del poder ejecutivo.

La eliminación de la inmunidad parlamentaria será imprescindible para dejar atrás los viejos blindajes de personajes cuestionados, así como la reinstauración del Senado de la República que mejore sustancialmente la calidad de las leyes aprobadas por el Parlamento y le devuelva el prestigio a dicho poder del estado.

No sin razón, el presidente de la alta comisión de reforma política ha señalado que el retorno de la bicameralidad es la madre de todas las reformas políticas. La eliminación total del voto preferencial, privilegiando las primarias internas de los partidos políticos es también urgente, como crear el distrito electoral 27, para que los peruanos en el extranjero puedan elegir a sus propios representantes que viven en el exterior.

No menos importante, es cambiar la forma de elección de los miembros del Tribunal Constitucional que ha fracasado en este parlamento unicameral en los últimos 25 años, así como debatir el proyecto de ley del voto voluntario. Otro aspecto importante será también debatir la forma de darle gobernabilidad y estabilidad política al país, construyendo la posibilidad que las elecciones para elegir a los miembros del Congreso, sea al mismo tiempo, en la segunda vuelta presidencial y no en la primera, así como la creación de los distritos uninominales.

Es probable que en menos de año y medio que tendrá de gestión el nuevo Congreso no alcance para aprobar tantas reformas, pero sí las más importantes, y las otras por lo menos dejarlas encarriladas para que la nueva composición de julio de 2021 las pueda aprobar.

Sin embargo, existen otros temas que el poder ejecutivo con el apoyo del legislativo tendrá que actuar de manera urgente y sin dilaciones, me refiero a los temas de lucha contra la delincuencia, educación y salud.

En la reunión que tuvimos en Palacio con el presidente Martín Vizcarra, como congresistas electos de Alianza Para el Progreso liderados por el fundador César Acuña, le propusimos tres ejes temáticos impostergables: priorizar la educación, elevando, de cara al bicentenario, el presupuesto que se le asigna al sector educativo de 3.8% a 6% anual, luego declarar en emergencia el sector salud, y finalmente luchar decididamente contra la delincuencia en el país, ya que los sistemas de seguridad interna han colapsado.

Para esto último propusimos abrir el debate para que las Fuerzas Armadas apoyen durante un tiempo de emergencia el patrullaje en las calles, lo que sería disuasivo para enfrentar a los grupos delincuenciales. El jefe de estado y el Congreso de la República tienen que consensuar, y darse cuenta que si no trabajamos una agenda país desde este año, llegaremos en pésimas condiciones como país a la transferencia de 2021.

                                                                   (*)  Electo Congresista de la República.