Por: Phillip Butters / El sádico “renombramiento” del ex Ministro Zamora

0
1524
Columna Phillip Butters
Phillip Butters

Por: Phillip Butters / Para el suscrito es realmente un enigma la personalidad y la vocación que tiene Martín Vizcarra Cornejo por la política. Hasta el día de hoy no logro entender para qué quiso ser presidente Regional o Gobernador de Moquegua, cuál era su motivación de ser vicepresidente de PPK. Y por último, cuál es su logro personal al haber conseguido ser Presidente en las circunstancias aciagas para PPK. Yo puedo entender, como es obvio, como cualquier persona, las ambiciones políticas, el goce del poder, acaso el ascenso social, el lujo prestado de Palacio de Gobierno, la caratula de los periódicos, también me pasa por la cabeza el ánimo de lucro y una probable corrupción irrefrenable. Todo eso yo lo he visto en Presidentes peruanos y extranjeros, pasando por Toledo o PPK o en fin, al que usted se le ocurra, la insoportable hilaridad de ser de Nadine Heredia disfrazada de Jackie Kennedy en una portada de “Cosas”, o a Ollanta Humala comenzando a utilizar relojes de 150 mil dólares. En fin, eso a mí ya nada me sorprende, tampoco las borracheras de Toledo, las escapadas en los buses parranderos, el nombramiento de los amigos, todo eso no me “mueve la aguja” como dicen los chicos. No me impresiona, acaso porque ya tengo “cuero de chancho” como dicen los políticos. Pero desde el punto de vista del análisis a la hora de la hora de las expectación de lo que pasa en la política. Esta larga introducción se debe al nombramiento de Víctor Zamora como asesor de la Presidencia del Consejo de Ministros, según el sádico este que ha sido un desastroso Ministro, cuya gestión ha costado miles de vidas ha sido “a solicitud del Presidente”, es decir, ¡se lo ha pedido Vizcarra! ¡Por Dios santo! ¡Qué nivel de sadismo, de hipocresía, de traición al propio pueblo peruano! ¡Qué falta de respeto a los muertos y a la gente -que en este momento que está usted leyendo esta columna en LA RAZÓN- está sufriendo. El nombramiento de Zamora, miembro de Foro Salud por muy trotskista que sea, por muy comunista que sea, por mucho que le pueda saber al Presidente de la República en inclusive, si lo están chantajeando, por un tema de decoro, de respeto a la dignidad humana, nunca ha tenido que ser realidad. Es un insulto a la inteligencia de cualquier persona pensar que este tipejo, que se ha negado a comprar pruebas moleculares, que se ha negado a comprar camas UCI, que ha negado ayuda de plantas de oxígeno, no solamente de Southern sino del propio Gobierno israelí que ha ofrecido darnos en venta lo que a ellos le sobraba. Zamora ha hecho a propósito la desgracia, porque estos comunistas gozan con la muerte de la masa, porque su objetivo en la vida es la contradicción, la agudización de la misma, la lucha de clases, la destrucción absoluta de lo establecido y la generación del caos para que haya un nuevo orden. Su ¡revolución comunista! Y eso es lo que quiere este resentido social de Zamora. Pero la pregunta es ¿Por qué lo quiere Vizcarra? ¿Cómo es que Martos permite que pase eso en sus narices? ¿El Colegio Médico no tiene nada que decir? ¿No tienen nada que decir los sindicatos de EsSalud o el MINSA? Qué asquerosa es la ejecutoria política de Martín Vizcarra porque al fin y al cabo en la historia, las cenizas de Zamora se las llevará el viento. Pero Vizcarra mal que bien, es presidente y pasara a la historia como Presidente. Un tipo desalmado que se burla de los muertos y de los dolientes, los que quedamos extrañando a nuestros seres queridos.