Por: Phillip Butters / Espinar, “Trinchera Norte”, Loreto, Deserción estudiantil y “coronacaos”

0
1820
Columna Phillip Butters
Phillip Butters

Por: Phillip Butters / El poder del Estado en el Perú se desintegra. Y aunque Martín Vizcarra no lo quiere entender, él es el jefe de Estado según la Constitución, pero además es el Presidente del Poder Ejecutivo. Y ciertamente es un ejecutivo que no ejecuta prácticamente nada. Miren lo que ha pasado en Espinar, la pregunta cae pero de madura. ¿Para qué ha servido la Unidad de Resolución de Conflictos de Presidencia de la PCM?, ¿Acaso no tenemos un Ministerio de la Mujer? y ¡Poblaciones Vulnerables! ¿No existe un Ministerio del Ambiente?, ¿No tenemos Ministerio de Energía y Minas? Digo ¿No hay Defensoría del Pueblo?, ¿Para qué sirve el Ministerio de Desarrollo e Integración Social?, ¿Eso es responsabilidad de Vizcarra?, ¿Ha sido hasta hace pocas semanas responsabilidad de este tipo tan aparentemente desquiciado como Vicente Zeballos?, ¿O de un tipo tan engreído como Cateriano que, ciertamente, pudo haber hecho poco o nada en 19 días? Pero el hecho es que esto tiene años. Y la situación explota en Espinar, cuando lo que se sabe hace tiempo es que la gente es muy levantisca, que hay una situación muy grave en el cordón minero del sur del Perú, donde Antauro Humala tiene fuerza importante, donde Sendero Luminoso se está rearmando, donde los “lentejeros” del MRTA existen. Entonces, ¿Qué cosa tiene que hacer Vizcarra para darse cuenta que es Presidente? ¿O alguien le puede pasar la voz? ¿Cuál es la labor que le toca ahora al General Martos, como Presidente del Consejo de Ministros y al General Montoya que es el actual Ministro del Interior? Porque a eso se suma la bestialidad que ha pasado acá con la “Trinchera Norte” que ha sido tomada por un grupo de galifardos, que se han zurrado en el estado de emergencia y en la cuarentena, y han hecho lo que se les ha dado la gana en las calles de Lima y han reventado cuetes en la madrugada. Y hay imágenes clarísimas de la Dirección de Inteligencia del Ministerio del Interior DIGIMIN, de gente con revólveres 38, con Smith & Wesson o pistolas Pietro Beretta, pistolas automáticas 9 milímetros, paquetes de cocaína y pasta básica. ¡Esos señores son delincuentes, no son barristas! Pero lo propio pasa hace años también con gente del “Comando Sur” que es de Alianza Lima y con gente del “Extremo Celeste” del Sporting Cristal, para no hablar de la barra brava del Boys. Entonces, ¿El fútbol está bien suspendido? Evidentemente que sí. Pero miren la desgracia que ha pasado en Loreto, estamos hablando de tres comuneros muertos y una veintena de policías heridos. La situación se le escapa de las manos al Gobierno, porque el narcotráfico ha crecido, porque el “traquetero” que es el que junta la hoja de coca para llevarla a la posa de maceración, que le termina dando trabajo al mochilero que es el que baja la pasta básica de cocaína procesada en esas localidades a las ciudades intermedias como Tocache, Villa Rica, Ayacucho, Huánuco, Huancayo, en fin. Entonces, ¿qué cosa nos queda? Que se den cuenta que la situación es gravísima, porque Lima y las principales ciudades del Perú están repletas de ambulantes por la desolación de la crisis económica, hay mucho dinero en las calles, hay raqueteros, hay extorsionadores, hay crimen común pero también crimen organizado. Ojo que la deserción universitaria va a llegar al 50% porque los padres o los estudiantes no tienen cómo pagar las pensiones y además va a haber una inmensa cantidad de niños sin colegios. Como se suman las calamidades que hay por el “coronacaos”, ¡está reventando!, estamos hablando que este mes vamos a terminar según el SINADEF con 30 mil muertos. Entonces, ¿Qué cosa le espera al Perú, el caos generalizado? Hay alguien realmente con patriotismo en el entorno de Martín Vizcarra para decirle que él es el responsable de este inmenso daño y no solamente él, estamos hablando de Salvador Del Solar con sus primitos “suertudos” en todos sus negocios, Vicente Zeballos, Fiorella Molinelli y como no, el sádico de Zamora y toda la gente del “Grupo Prospectiva” y “Foro Salud” en donde la figura emblemática se ha convertido esta suerte de orate que es Farid Matuk que se burla de los muertos y danza con los cadáveres y en cada declaración que da en las últimas semanas lo embarra a Vizcarra, mejor dicho, lo llena de sangre. Los muertos existen y van a seguir falleciendo miles de peruanos, ya no solamente en los hospitales; sino en las calles y en las carreteras por los levantamientos sociales.