18.4 C
Lima
Miércoles, Diciembre 2, 2020

Ciudadanos de Lima y Puno no siguen medidas de prevención

En el campeonato de San Miguel, provincia de San Román, burlando la cuarentena focalizada. Las personas se aglomeran en las calles pese a la situación de emergencia que vive el país.

En Puno, la policía intervino a un grupo de personas que participó en un campeonato deportivo en el distrito de San Miguel, sin respetar el estado de emergencia y la cuarentena focalizada. Los vecinos, quienes viven cerca al complejo, dieron aviso a las autoridades que estaban incumpliendo las medidas.

En total, se inscribieron 12 equipos que estaban listos para empezar el certamen. Sin embargo, no cumplían las medidas y protocolos de salud para frenar el contagio y la propagación del virus. Al iniciar la investigación, los miembros de la policía encontraron las puertas cerradas, pero luego por tanta insistencia lograron ingresar y hallaron a los equipos que estaban listos para iniciar la competencia.

Lo más llamativo de este torneo en Puno, uno de los equipos que se inscribieron se llamaba “COVID”. A pesar de este hecho lamentable, fueron llevados a la comisaria a que puedan cumplir las consecuencias de sus actos. En el inicio de la intervención, los organizadores no aceptaban su responsabilidad por el riesgo que corrían. Incluso, cuestionaron la intervención de las autoridades y les reclamaron que vigilen los mercados.

Finalmente, las personas fueron desalojadas del lugar y se les exhortó evitar este tipo de reuniones sociales para evitar detenciones y multas. Es por ello, que el Gobierno decidió extender el estado de emergencia hasta el 31 de agosto con la finalidad de contener el avance de los contagios de coronavirus en el país. Además, se amplió la cuarentena focalizada hasta la misma fecha, pero con modificaciones con relación a la establecida durante julio.

 

En el campeonato de San Miguel, provincia de San Román, burlando la cuarentena focalizada. Las personas se aglomeran en las calles pese a la situación de emergencia que vive el país.

En Puno, la policía intervino a un grupo de personas que participó en un campeonato deportivo en el distrito de San Miguel, sin respetar el estado de emergencia y la cuarentena focalizada. Los vecinos, quienes viven cerca al complejo, dieron aviso a las autoridades que estaban incumpliendo las medidas.

En total, se inscribieron 12 equipos que estaban listos para empezar el certamen. Sin embargo, no cumplían las medidas y protocolos de salud para frenar el contagio y la propagación del virus. Al iniciar la investigación, los miembros de la policía encontraron las puertas cerradas, pero luego por tanta insistencia lograron ingresar y hallaron a los equipos que estaban listos para iniciar la competencia.

Lo más llamativo de este torneo en Puno, uno de los equipos que se inscribieron se llamaba “COVID”. A pesar de este hecho lamentable, fueron llevados a la comisaria a que puedan cumplir las consecuencias de sus actos. En el inicio de la intervención, los organizadores no aceptaban su responsabilidad por el riesgo que corrían. Incluso, cuestionaron la intervención de las autoridades y les reclamaron que vigilen los mercados.

Finalmente, las personas fueron desalojadas del lugar y se les exhortó evitar este tipo de reuniones sociales para evitar detenciones y multas. Es por ello, que el Gobierno decidió extender el estado de emergencia hasta el 31 de agosto con la finalidad de contener el avance de los contagios de coronavirus en el país. Además, se amplió la cuarentena focalizada hasta la misma fecha, pero con modificaciones con relación a la establecida durante julio.

 

Más recientes