Espionaje chileno se realizó desde base militar en Arica

Ejército sureño interceptó comunicaciones de FF.AA. De Perú y Bolivia

Ejército sureño interceptó comunicaciones de FF.AA. De Perú y Bolivia

Las labores de espionaje realizadas por el Ejército de Chile contra las Fuerzas Armadas de Perú y Bolivia, revelado por el portal BiobíoChile, se desarrollaron desde una base militar en Arica, puntualmente al interior de la Primera Brigada Acorazada “Coraceros” del Ejército sueño.

La unidad encargada de dicha labor secreta es el Pelotón de Guerra Electrónica (Comint), que está conformada por 34 hombres entrenados para enfrentar posibles combates desde las áreas de las telecomunicaciones.

Toda la información recopilada “era llevada al Centro de Fusión de Inteligencia Conjunta Norte (Cenficnor), donde era procesada para generar informes de inteligencia”.

 

AL DESCUBIERTO

Como se conoció ayer, la labor de espionaje chilena quedó en evidencia luego que se hallara en la habitación del teniente Maximiliano Arancibia un disco duro y un pendrive conteniendo 7.004 carpetas, con 72.213 archivos calificados como secretos y de “alta sensibilidad militar”.

El casual hallazgo se produjo cuando la Policía investigaba el 2014 un robo común de cremas cosméticas dentro de la base militar.

La posterior indagación determinó que dichos archivos informáticos correspondían al proyecto secreto de la Inteligencia del Ejército de Chile denominado “Caliche” y que estaba destinado a “husmear” información en las comunicaciones de las Fuerzas Armadas de Perú y Bolivia.

 

SISTEMA SECRETO

Según BiobíoChile, “Caliche” es “una maquinaria implementada por el Pelotón de Guerra Electrónica, cuyo sistema informático fue adquirido a DRS, empresa estadounidense, por un monto total que hasta hoy se mantiene en reserva”.

El fin de esto sería “husmear en las comunicaciones de países limítrofes, principalmente de Perú y Bolivia, mediante la interceptación de radiofrecuencias”.

A Arancibia también se le descubrió una “carpeta rotulada ‘HIKO’ que contenía compendios de comunicaciones respecto del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas del Perú”.

 

SEGURIDAD

La información sustraída debía quedar guardada bajo llave en una caja fuerte y el material correspondía a información encriptada.

Arancibia fue condenado a 4 años de presidio por su actuar, aunque el castigo sigue en tramitación ya que la Corte Suprema de Chile es la que debe zanjar este tema.

Requeridos por la Unidad de Investigación de BioBioChile, desde el Ejército de ese país detallaron que “el proyecto en mención fue desarrollado por el Estado Mayor Conjunto, dependiente del Ministerio de Defensa Nacional, y las capacidades correspondientes para el Ejército se encuentran en uso”. Esto último indicaría que el programa “Caliche” sigue vigente generando información de las FF.AA. de Perú y Bolivia.


Más recientes

Hogares golpeados por mayor alza de tarifas de electricidad

Hogares golpeados por mayor alza de tarifas de electricidad

Tendrán lugar en este mes y sería el octavo incremento en el año. Este mes las tarifas eléctricas en el Sistema Eléctrico Interconectado Nacional (SEIN) volverán a subir, impactando nuevamente en la economía de las familias. Según datos del Osinergmin, a partir del 4...

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial