Los peores hábitos que debes dejar para no ser víctima de robos por internet

El costo de las estafas alcanzó los 56.000 millones de dólares en 2020. Te mencionamos los peores hábitos para que no seas víctima de los ciberdelincuentes.

por | Ene 7, 2022 | Tecnología

El costo de las estafas alcanzó los 56.000 millones de dólares en 2020. Te mencionamos los peores hábitos para que no seas víctima de los ciberdelincuentes.

La seguridad en línea comienza a preocupar a la sociedad, pues son cada vez más los métodos que los ciberdelincuentes utilizan para robar información y dinero. Según un estudio del ‘Identity Theft Resource Center’ en Estados Unidos, un tercio de las víctimas de delitos de identidad afirmó que no tenían suficiente dinero para comprar alimentos o pagar servicios públicos en 2021 como resultado de los fraudes.

ESET, compañía enfocada en la detección de amenazas, creó una lista de malos hábitos en los que caen comúnmente las personas y que deben ser eliminados en 2022 para mejorar la seguridad en internet.

Utilizar software obsoleto:

Las vulnerabilidades de los sistemas operativos, navegadores y otros software del PC son las principales formas que aprovechan los delincuentes para realizar sus ataques, como muestra de ello, en 2020 se presentaron más de 18.100 brechas de seguridad, cifra que va en aumento, por lo que se recomienda activar las actualizaciones automáticas y siempre aceptar las actualizaciones que requiera su sistema y el antivirus, pues ello le permitirá a su equipo estar más protegido frente a los nuevos tipos de ataques.

Mal manejo de las contraseñas:

El uso de la misma contraseña en múltimes cuentas y credenciales fáciles de adivinar les brinda a los hackers una enorme ventaja, pues si logran hackear una cuenta posiblemente podrán con el resto y acceder a información más sensible y al robo de sus datos. ESET explicó en el comunicado que es esencial en este nuevo año utilizar un administrador de claves y activar la función de doble autenticación en cualquier cuenta que le ofrezca esta función.

Conectarse a Wi-Fi público:

El mayor riesgo en materia de ciberseguridad es cuando el hacker se encuentra en su misma red, por lo que no es nada recomendable acceder a estos puntos críticos, y en caso de ser necesario, no iniciar sesión en alguna cuenta importante mientras está conectado, pues el ciberdelincuente puede tener facilmente información como su uso de Internet, acceder a cuentas e incluso robar identidades bancarias.

No pensarlo dos veces antes de hacer click:

Una de las ciberamenazas más grandes que existen actualmente es el ‘Phising’, técnica en la que el atacante intenta engañar a la víctima para que esta haga clic en un enlace malicioso o descargue un virus, para ello, se hacen pasar por páginas que usted conoce e intentan forzar una rápida toma de decisiones al dar el mensaje con un sentido de urgencia. La mejor recomendación para evitar dichos ataques es verificar la procedencia del correo, la compañía que lo envía y no dejarse presionar.

No usar seguridad en todos los dispositivos:

Aunque la mayoría de personas se concentran en reforzar la seguridad en dispositivos como computadores, en muchas ocasiones se dejan al descubierto dispositivos como los celulares o tablets , pues, según una investigación publicada por el medio The independent, las personas pasan casi 5.000 horas al año utilizando estos dispositivos, por lo que los delincuentes ven aquí una oportunidad muy grande para enfocar sus ataques.

Utilizar sitios web inseguros:

Siempre será recomendable verificar que todos los sitios a los que entre cuenten con certificación HTTPS (el ícono del candado antes de la URL), pues esto indica que dicha página utiliza cifrados para proteger los datos y funge también como un “certificado de autenticidad”. Aunque muchos sitios de phishing puedan utilizar HTTPS hoy día, este es un primer paso para evitar otra cantidad importante, afortunadamente, la mayoría de navegadores actuales mostrarán una advertencia cuando se esté ingresando a un sitio que no cuente con dicho anillo de seguridad.

No realizar copias de seguridad:

En caso de un secuestro de sus datos a causa de un ataque de tipo ‘Ransomware’, es muy posible que se terminen perdiendo, por ello, es importante hacer copias de seguridad de manera regular de archivos sensibles o documentos de trabajo importantes.

No proteger el hogar inteligente:

Aunque en Latinoamérica sigue siendo un mercado en crecimiento, casi un tercio de las casas en Europa están equipadas con dispositivos inteligentes como asistentes de voz, televisores inteligentes y cámaras de seguridad; sin embargo, “al equiparlos con conectividad e inteligencia, estos dispositivos también se convierten en un objetivo más atractivo para los delincuentes. Pueden ser secuestrados y convertidos en botnets, para lanzar ataques contra otros, o utilizados como una puerta de enlace al resto de los datos y dispositivos” explica ESET en su comunicado.

Como recomendación siempre deberá cambiar las contraseñas que vienen de manera predeterminada e investigar las fallas de seguridad existentes en el producto.

 


Más recientes