Papa Francisco oró por su ciudad y por el mundo.

0
48
Papa Francisco.
Papa Francisco.

El papa invitó a todos a participar espiritualmente a través de los medios de comunicación.

La fe y la esperanza se dan de muchas maneras. Es ahora y más que nunca que las personas necesitan recurrir a la oración de alguna manera u otra. Es por ello que el papa Francisco oró en solitario y dio la bendición Urbi et Orbi (a la ciudad y al mundo), por la actual crisis debido al coronavirus (COVID-19), que deja hasta el momento 4000 personas fallecidas y 100 mil casos de contagios.

“Señor bendice al mundo, da salud a los cuerpos y consuela a los corazones”, fue el mensaje que dio el sumo pontífice frente a la Plaza de San Pedro, que lució solitaria debido a la cuarentena mundial que se vive.

La bendición permitió a los más de 1300 millones de católicos obtener la indulgencia plenaria, es decir, el perdón de sus pecados, durante el confinamiento que afectan a más de 3000 millones de personas.

Días antes, el papa invitó a todos a participar espiritualmente a través de los medios de comunicación. “Escucharemos la Palabra de Dios, elevaremos nuestra súplica, adoraremos al Santísimo Sacramento, con el cual al término daré la bendición Urbi et Orbi y a la cual se añadirá la posibilidad de recibir la indulgencia plenaria”, anunció.