Australianos infringen reglas y usan certificados de vacunación falsos

"Yo no soy anti" vacunas, "pero no estoy de acuerdo con que sea obligatoria", expresó una de las jóvenes que utiliza uno de estos certificados de vacunación falsos.

por | Nov 8, 2021 | Internacional

«Yo no soy anti» vacunas, «pero no estoy de acuerdo con que sea obligatoria», expresó una de las jóvenes que utiliza uno de estos certificados de vacunación falsos.

La obligatoriedad de haberse vacunado contra el COVID-19 para ingresar a lugares de ocio, como bares y restaurantes, ha hecho que muchos de los australianos opten por vacunarse. Sin embargo, esta medida también impulsó a que naciera un mercado negro de falsos certificados de vacunación contra el COVID-19, una opción por la que optan otro grupo de ciudadanos.

Ese es el caso de Molly, una joven de 24 años, quien prefirió ocultar su nombre real. Ella sigue disfrutando de la vibrante vida social de Melbourne, pese a no estar vacunada. «Yo no soy anti» vacunas, expresó Molly a la AFP, «pero no estoy de acuerdo con que sea obligatoria».

Reveló que en últimas semanas ha estado usando un pasaporte falso de vacunación, que obtuvo a través de las redes sociales, para cenar en varios restaurantes de su ciudad. «Hay un enlace que circula los últimos meses: se ponen los detalles y te da un pasaporte de vacunación», contó.

Este enlace ya ha sido eliminado, sin embargo, existen otro muchos por los que las autoridades están detrás. Se trata de sitios y aplicaciones que buscan lucrar con la demanda de certificados falsos.

Y es que desde que se anunció esta medida de carácter obligatorio en el mes de octubre en Australia, la búsqueda de tales documentos en Google se disparó. Pues muchas personas que no quieren vacunarse, acceden a este documento falso para poder ingresar a los establecimientos.

Existe un sitio web que dice vender certificados para Australia, Estados Unidos, Gran Bretaña y Pakistán por 500 dólares. Expertos en salud temen que estos certificados falsos pongan en riesgo la vida de las personas que acceden a él, lo cual también puede provocar brotes y complicar el trazado de contactos.

Hitler, Bob Esponja... la UE frena la epidemia de certificados Covid con  nombres falsos | Tecnología

Se tiene conocimiento de la existencia de un canal de Telegram, que promueve certificados falsos en Australia y cuenta con más de 64.000 miembros.

«Se consiguen bastante fácil en la red oscura», manifestó Vince Hurley, un detective en retiro que actualmente da clases de criminología en la Universidad Macquarie.

«El precio va de 100 a 1.000 dólares australianos (74 a 740 dólares) dependiendo de la calidad, la reputación del vendedor y los comentarios de otros usuarios», expresó.

Algunos australianos han adquirido estos certificados falsos o los han fabricado ellos mismos. No temen a los 10 años de prisión y multas por hasta 7.400 dólares estadounidenses que puede recaer sobre ellos de ser captados por las autoridades.

Salim, de 27 años, quien también pidió no ser revelado su nombre real, contó que él mismo creó su pasaporte de vacunación utilizando como patrón el documento real de un amigo. Viene utilizándolo para entrar a restaurantes, gimnasios y salones, y no teme las repercusiones legales.

«Me veo obligado a hacer esto porque no me dieron opción. No estoy robando un banco, no estoy dañando a nadie», expresó a AFP. «Conozco al menos 10 personas con documentos falsos de vacunación», añadió.

 

Fuente: AFP.


Más recientes