Revelan entretelones sobre la intervención del Perú en el conflicto de las Malvinas

Presentan libro de Víctor Andrés García Belaunde: Es la primera versión peruana, con documentos oficiales, siendo, además, testigo privilegiado por su cercanía al presidente Fernando Belaunde.

por | Jul 30, 2022 | Cultura

Presentan libro de Víctor Andrés García Belaunde: Es la primera versión peruana, con documentos oficiales, siendo, además, testigo privilegiado por su cercanía al presidente Fernando Belaunde.

Por Ricardo Sánchez Serra

“…El apoyo de Perú fue expreso y constante en todos los ámbitos donde la cuestión Malvinas fue planteada. En nombre del pueblo argentino, agradezco este acompañamiento permanente… América Latina no estará completamente liberada del colonialismo hasta que vuelva a flamear la bandera celeste y blanca en las islas Malvinas”, afirma el presidente de Argentina, Alberto Fernández, en el prólogo del libro “La intervención del Perú en la controversia de las Islas Malvinas».

El citado libro, cuya autoría es de Víctor Andrés García Belaunde (Vitocho), fue presentado por el Fondo Editorial del Congreso en el auditorio José María Arguedas, de la Feria Internacional del Libro. Contó con la presencia de la entonces presidente del Congreso, Maricarmen Alva, el embajador de Argentina, Enrique Vaca Narvaja, el Representante de la OEA en el Perú, Miguel Ángel Trinidad -excombatiente en Malvinas-, entre otras personalidades e intelectuales.

Crucero Belgrano

Hundimiento adrede del crucero Belgrano hace fracasar plan de paz del presidente Belaunde.

Vitocho fue secretario general del Consejo de Ministros y estuvo con el presidente Fernando Belaunde Terry todos los días, despachando con él y viendo los problemas vinculados a la intervención peruana en este conflicto. Además de escuchar los diálogos del mandatario con el secretario de Estado de EE. UU. Alexander Haig y con el presidente argentino Leopoldo Fortunato Galtieri.

La importancia del libro radica en que se publican documentos de la Cancillería peruana y los testimonios de Vitocho, como testigo excepcional, del plan de paz de Belaunde, así como la solidaridad peruana con Argentina. Era necesaria la versión peruana de los hechos.

Fernando Belaunde

Fernando Belaunde, gran gestor del plan de paz y apoyo a Argentina.

 Panelistas elogian obra

Para el embajador de Argentina, Enrique Vaca Narvaja, la obra es una fuente para futuras investigaciones, por el aporte rigurosamente documentado.

“De libro surge que Vitocho fue testigo privilegiado de todas las negociaciones que se llevaron a cabo. Quizás uno de los aspectos más interesantes del libro, son los esfuerzos constantes por parte del gobierno peruano para lograr una solución pacífica al conflicto”, señala Vaca Narvaja.

Trágica demora del general Galtieri en aceptar el plan de paz.

“Hay -agrega- una descripción minuciosa y sistemática de las iniciativas que el Perú llevó adelante bajo el gobierno de Belaunde. Una de ellas la propuesta que presentara Belaunde al secretario de Estado, Alexander Haig, estuvo muy cerca de ser aceptada por nuestro país. El hundimiento del crucero Belgrano cerró las puertas para un acuerdo”.

 “Gracias Perú”

El plan de paz constaba de siete puntos: cese de hostilidades, retiro mutuo de las fuerzas, reconocimiento de la existencia de una disputa de soberanía, la necesidad de contemplar los intereses de los isleños, la integración del grupo de contacto en el cual estaban Perú, Brasil, Alemania y EE. UU. y, finalmente, que en el término de un año se habría llegado a un acuerdo definitivo sobre la soberanía, detalla el diplomático.

Secretario de Estado de EE. UU., Alexander Haig, confiaba en Belaunde

Visiblemente emocionado, Vaca Narvaja expresó que el apoyo de Belaunde y del pueblo peruano no concluyó con la mediación y se extendió en los foros internacionales. “Hay que decirlo, reconocerlo y gritarlo: el Perú nos apoyó con todo lo que tenía para enfrentar el conflicto. No fue poco. Hubo misiones secretas hoy hechas públicas que nos ayudaron enormemente para enfrentar una máquina de destrucción”, dijo.

El diplomático argentino también se refirió a la importancia de las islas para la región, sus riquezas y su importancia geopolítica.

La guerra hizo sobrevivir políticamente a Margaret Thatcher

 Las Malvinas: Guerra liquida doctrina Monroe

Por su parte, el analista político, Mirko Lauer, afirma que el libro es ágil, e importante el testimonio de Vitocho porque estuvo cerca del presidente Belaunde.

“La Guerra de las Malvinas marcó el fin del prestigio de varios organismos, como la inoperancia del TIAR, que terminó de liquidar a la Doctrina Monroe. La indiferencia y hasta la abierta hostilidad de muchos países, como Chile frente a Argentina, en su hora de emergencia, barrió con la idea del panamericanismo”, asegura Lauer.

Además, evidencia que Gran Bretaña es una potencia colonial y que EE. UU. la prefirió frente a los latinos.

Las Malvinas fueron, son y serán, argentinas.

Destaca patriotismo argentino

A su vez, el exvicecanciller peruano y exembajador en Argentina, Hugo de Zela, sostiene que el libro es admirable en lo descriptivo y permite rememorar vivamente una etapa que es particularmente interesante en la historia regional.

“Este tema tiene un significado personal muy especial porque he tenido la enorme suerte de ser en algún momento embajador en Argentina y recuerdo muchas conversaciones cuando estuve allí sobre la guerra y creo que este libro tiene un mérito muy grande, porque me ha permitido entender mejor, varias de las cosas que en ese momento no estaban claras. La perspectiva del tiempo Vitocho la ha sabido aprovechar para aclarar y precisar algunas cosas”, observa.

Al mismo tiempo de reiterar lo valioso del libro de presentar documentos oficiales y que permite entender el problema a cabalidad, De Zela opina que “La historia de la Guerra de las Malvinas, como cualquier episodio humano, está lleno de claroscuros, de hechos admirables y actos negativos, como la decisión de ir a la guerra por la Junta Militar Argentina, que fue una decisión motivada claramente por objetivos políticos, que era la permanencia en el poder e igual la decisión inglesa de enviar buques a atravesar medio mundo. Fue una decisión evidentemente fría. Sin embargo, en esta guerra hubo actos abnegables de patriotismo, con grandes sacrificios personales que ennoblecieron al pueblo argentino”.

Gran esfuerzo de Vitocho por dar a conocer la intervención peruana en la Guerra de las Malvinas.

Demora fatal de Galtieri sobre las Malvinas

El autor del libro subrayó que su obra es un testimonio personal y que motivó a hacerlo por el interés que había en Argentina por el rol peruano, siendo un testigo privilegiado por la cercanía con el presidente Belaunde y sus conversaciones.

“Es una materia prima para un futuro historiador latinoamericano que pueda recoger la versión peruana, que no existe. Existen muchas versiones argentinas e incluso las Memorias de Margaret Thatcher, que fueron precisadas por Belaunde en un artículo. El libro cubre este vacío”, acota García Belaunde.

“Para el presidente Belaunde -prosigue- primero era la nación Argentina y para Haig era el contacto ideal para una mediación -por los lazos que tenía con Argentina- por su gran solvencia moral, democrática y política, y comenzaron a trabajar en una intervención diplomática de paz, un acuerdo conversado, justo, equitativo y razonable”.

García Belaunde posa con el Representante de la OEA en el Perú, Miguel Ángel Trinidad, excombatiente en las Malvinas.

El libro recoge los diálogos de Belaunde con Haig, Galtieri, con una serie de personajes, del canciller argentino con Arias Stella sobre las Malvinas. “Haig le dice a Belaunde ´que la transmita al gobierno argentino que Inglaterra va a ganar la guerra… Si le tumban tres o cuatro barcos, pone diez; si le derriban cinco o diez aviones, pone 20. Es cuestión de llegar a un acuerdo de paz´. Belaunde lo trasmitió y de los siete puntos para llegar a un acuerdo quedaron en tres, pero lo más importante era la desocupación de las islas por ambas fuerzas…”

Vitocho puntualiza que el acuerdo estaba listo. Galtieri daba largas, a pesar que Haig había convencido a Inglaterra a regañadientes y Belaunde le pedía que no lo demore más y Galtieri le dijo que tenía que consultar a su Senado (la Junta Militar). Hora después sucede el hundimiento del Belgrano -que fue adrede por los ingleses- y frustró el acuerdo. La paz estuvo casi lograda y por las demoras de Galtieri, vino el boicot de Gran Bretaña.

“Luego vino la segunda etapa, que fue la ayuda militar al Perú, no tanto como se hubiera querido, como buques o los Sukhoi. Se envió los Mirage 5, torpedos Exocet, etc.”, finalizó.


Más recientes

Castillo pacta con Antauro Humala

Castillo pacta con Antauro Humala

Gobierno dispone, a través del inpe, la liberación del asesino de policías Violentando una vez más la ley y declarando la guerra a la oposición ante las denuncias de corrupción, el gobierno de Pedro Castillo, sin ninguna vergüenza, dispuso la liberación de Antauro...

Ucrania destruye la mitad de la flota aérea rusa del mar Negro

Ucrania destruye la mitad de la flota aérea rusa del mar Negro

EE.UU. anunció una nueva ayuda militar para ucrania por 775 millones de dólares, ya van cerca de US$ 1,000 mlls.  Las explosiones en la base aérea de Saky, en la anexionada península de Crimea, a principios de este mes han dejado fuera de servicio a más de la mitad de...

Declaran 29 de agosto como día no laborable

Declaran 29 de agosto como día no laborable

Sector público tendrá un día feriado Debido a que el próximo martes 30 de agosto es feriado por el día de Santa Rosa de Lima, el gobierno dispuso que el lunes 29 de agosto sea día no laborable para los trabajadores del sector público lo que permitirá un fin de semana...

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial